El PSOE anima a respaldar la movilización en sanidad

B.M
-
El PSOE anima a respaldar la movilización en sanidad

La portavoz de Sanidad del Grupo Parlamentario Socialista critica el "fracaso en la gestión de la sanidad" y la "demolición" del sistema público de salud

Mercedes Martín, portavoz de Sanidad del Grupo Parlamentario Socialista en Castilla y León, criticó la situación sanitaria en la región con un “fracaso en la gestión de la sanidad” y la “demolición” del sistema público de salud, por lo que animó a respaldar la movilización en defensa de la sanidad convocada para este sábado.

El Partido Popular tiene el “logro”, aseguró, de “haber puesto en pie a toda la Comunidad Autónoma en defensa del sistema público de salud” y pidió que se siga salvaguardando contra la “debilidad” a la que le ha sometido el PP con reducción en el porcentaje del PIB destinado utilizando la crisis “como coartada” cuando en realidad “no era un problema económico sino de valores y de principios”.

Poniendo a Ávila como ejemplo hizo su propio catálogo de los ‘males’ que tiene la sanidad regional, que calificó como un “campo de minas” que va explotando en situaciones puntuales y que se ha agravado con la actitud de “arrogancia” de Juan Vicente Herrera, Antonio María Sáez Aguado y Alfonso Fernández Mañueco “y los cargos de la consejería de Sanidad en las provincias” lo que ha llevado a manifestaciones reclamando que se rectificara porque el PP “no es un equipo de gestión de la sanidad pública” sino uno de “demolición del sistema público de salud”. Así se ve, señaló, en que “vuela por los aires la Atención Primaria” que es “una parte fundamental del sistema público de salud”.

Respecto a la situación de Ávila, animó a ir a la manifestación teniendo en cuenta la “crueldad” en el tema de la radioterapia, la falta de uso de unidades en el hospital Provincial, la lista de espera de consultas en especialistas y pruebas diagnósticas, los “no” centros de especialidades en Arenas de San Pedro y hospital de día en el Valle del Tiétar, la situación de las infraestructuras sanitarias, la falta de unidades de unidad crónica del dolor y de ictus y, de forma extensiva en toda la región, la saturación de urgencias hospitalarias, la necesidad de mejora en el transporte sanitario programado o en la atención a domicilio en cuidados paliativos.