El Real Ávila se despide con goles

A.S.G.
-

3
Real Ávila
1
Santa Marta de Tormes
Finalizado
Los encarnados se impusieron a un Santa Marta repleto de suplentes que quiso dar la cara en los primeros minutos. Ovación final en un partido que fue el último como encarnados para muchos

El Real Ávila se despide con goles - Foto: Belén González

El Real Ávila posó por última vez esta temporada.Su último ‘selfie’ de la 2018-19.Lo hizo en el centro del campo con una sonrisa y la ovación de los suyos.No se ha logrado el objetivo de pelear por el ascenso pero el equipo ha seguido dando la cara aún cuando la ausencia de retos podría haber empujado a los encarnados a la pereza. Es lo que suele pasar en estos casos. Pero si los de Jonathan Prado dieron la cara ante el Astorga, respetaron a la afición ante el Santa Marta, a la que regalaron un partido sencillo pero de tres goles, esos que tanto se echaron en falta durante buena parte de la temporada. Una tarde de despedidas.Para algunos un hasta luego, para otros un adiós. Porque la tarde, como la foto en el centro del campo, fue la despedida final de un proyecto que a partir de ahora empezará a construirse de nuevo sobre las ilusiones de una nueva temporada. Empezará por el entrenador, los cimientos de una ‘casa’ que vuelve a mirar a Jonathan Prado. Es el turno de los despachos. Es lo que toca a partir de ahora.    
Pero este sábado tocaba despedirse con una victoria. Desde que el equipo se quedó sin playoffs todos, jugadores y cuerpo técnico, se pidieron un último esfuerzo. Se ganó al Astorga y había que ganar a los tormesinos, tiernos como su once inicial.Cumplido el objetivo de la permanencia, Arturo Martín dio paso a los ‘otros’. También lo hizo Prado, que dio continuidad a Johan bajo palos y a Raúl en el centro del campo, al que se le notó la falta de minutos.  
Con ganas arrancó Mayorga, que empezó encarando a Lucas una y otra vez, mientras que Juli –minuto 5– gozó de la primera pero se entretuvo demasiado. Le sobró un regate en un balón que terminaba en córner. Quería el primero el equipo encarnado y lo tuvo SergioRamos –minuto 13– cuando, con todo a favor, mandaba el cuero por encima del larguero. Echó el cuerpo atrás en el remate y echó el balón a las nubes.
Buscaba el primer gol de la tarde el Real Ávila ante un Santa Marta que seguía sin enseñarse ante la portería de Johan, de nuevo el escogido. Se enseñó por primera vez De Mesa por su banda –precioso caño incluido a Silleros– para rascar el tercer córner de la tarde. Yde nuevo a balón parado abría el equipo encarnado el marcador cuando Llorián cazaba el balón en el área y remataba entre los defensores al fondo de la red. Era el 1-0 antes de la media hora. Si el Real Ávila apretaba, podían llegar más. Demasiado blando, el Santa Marta veía como el disparo de Juli –minuto 26– se iba cerca del palo.
Vivían plácidamente los encarnados.La confianza nunca es buena consejera. Se lo recordó el Santa Marta, que en la primera ocasión conseguía el gol. La peleó Lerma en posiciones de extremo, descargó de banda a banda y Montes, desde el vértice del área, probó a Johan, que dejó suelto el cuero. Siguió Lerma la jugada, que buscó el cuero al borde del área pequeña.  Se revolvió Johan, tapó con el cuerpo el remate del ‘9’ pero no pudo impedir que Nam, en el segundo palo, empujara el cuero al fondo de la red (1-1).
Se igualó el duelo y se igualaron las ocasiones. De Mesa  saboreó el gol en una gran jugada individual y Lerma, que llegaba de hacer un hattrick contra el Júpiter Leonesa B, despertó a la grada con un nuevo remate ante Johan.
Se fueron los equipos al descanso. Ambos con deberes pendientes para una segunda mitad que merecía más.Respondió Sergio Ramos, que firmaba el 2-1 en la reanudación. La puso Edu desde la banda y remató en plancha De Mesa. Gran reacción de Félix. Despejó, pero no blocó. Con el balón suelto en el área esta vez fue Sergio Ramos el que remataba (2-1). No tardó en llegar el tercero, apenas cinco minutos después, los que tardó Edu en inventarse una gran jugada personal para romper en el área, pisar la línea de fondo y servirle a Juli el 3-1 en boca de gol.
Ycon un escenario propicio para el gol,  minutos para Iván Vila –minuto 60– en el que podía ser su último partido con la encarnada. Estuvo en la rampa de salida en invierno y vuelve a estar en las principales quinielas para la salida este verano. Minutos para despedirse con un gol.No llegaría. Siguió buscando el suyo Lerma. Duro disparo –minuto 65– que Johan despejaba a córner.
Pero cuando todos esperaban la goleada, el partido se estancó. Saltó Kamil.Premio para el canterano. En el banquillo se quedaba Toni de Miguel, desaparecido en un tramo final de temporada al que llegaba como revulsivo y en el que terminó inédito.
Movió ficha Arturo Martín. Lo empezaba a necesitar un equipo demasiado exhausto para un tramo final de partido convertido en un corre calles y en el que Edu se quedó con la miel en los labios. Se merecía el gol.Había dado dos y buscó el suyo pero Félix se dejó sin premio. Se lo guardará para el año que viene.

 

Jonathan Prado
Entrenador del Real Ávila
«Hay que irse satisfechos con la victoria»

«Satisfecho» cerró la temporada en casa JonathanPrado en un partido con goles «que merecía el equipo, porque durante muchos partidos nos hemos quedado con resultados cortos, ganando muy justos y hoy por lo menos ha habido goles.Lástima la falta de intensidad defensiva que nos ha llevado al error del gol y algún alguna opción más de área que no hemos logrado defender bien pero hay que irse satisfechos con la victoria. Creo que hemos hecho buen partido para la gente que había hoy aquí, que nos ha apoyado, cerrando la temporada con un triunfo y con esos tres puntos, que es como gusta. A partir de la semana que viene ya será el momento de tomar decisiones y dar una contestación».