El Gobierno prorroga hasta el 15 de junio el plazo de la PAC

SPC
-

La finalización del registro de peticiones estaba previsto para el 30 de abril, pero ante la situación creada por la crisis sanitaria, la fecha ya fue ampliada hasta el 15 de mayo y ahora se vuelve a alargar un mes más

Un agricultor soriano realiza labores en una de sus tierras durante el estado de alarma. - Foto: Ical

El Gobierno confirmaba este jueves la nueva prórroga para la presentación de la solicitud única para las ayudas de la Política Agraria Común (PAC) para el año 2020, que se amplía hasta el 15 de junio, según una orden del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) publicada en el Boletín Oficial del Estado.
Inicialmente, el plazo para el registro de solicitudes se inició el 1 de febrero y su finalización estaba prevista para el 30 de abril. Pero ante la situación creada por la crisis sanitaria, este plazo ya fue ampliado hasta el 15 de mayo, la fecha máxima permitida en la reglamentación comunitaria.
No obstante, Agricultura solicitó a la Comisión Europea una mayor flexibilidad para facilitar a los agricultores y ganaderos las gestiones en la tramitación de las ayudas para dar mayor seguridad a los beneficiarios de la PAC. Esta petición fue atendida por Bruselas, que el pasado 7 de abril publicó una modificación reglamentaria para permitir la ampliación de los plazos, como informa Ical.
En determinados casos, como en un cambio en el plan de siembra, los solicitantes de las ayudas podrán presentar hasta el 30 de junio una modificación de su solicitud única. Asimismo, el 30 de junio será la fecha límite para la presentación de las comunicaciones de cesiones de derechos de pago básico y es la fecha que se toma como referencia para el cumplimiento de algunos requisitos de las ayudas directas, como el de la obligación de tener a su disposición las parcelas por las que se solicitan las ayudas.
Fuerza mayor

A solicitud de España, la Comisión Europea ha aprobado un reglamento que permitirá reducir, en esta campaña 2020, los controles sobre el terreno que se realizan en cada régimen de ayuda al pasar del cinco por ciento de los expedientes al tres por ciento.
Esos controles podrán hacerse de tal manera que se evite el contacto físico entre el agricultor y el controlador para respetar las normas sanitarias vigentes. Con estas medidas se conseguirá que no exista un retraso en los controles y que las ayudas de la PAC se paguen en los mismos plazos que todos los años, según el departamento que dirige Luis Planas.
Organizaciones profesionales agrarias y otras entidades siguen gestionando, pese al estado de alarma, las solicitudes con normalidad. En concreto, Asaja ya ha gestionado aproximadamente la mitad de las ayudas que tiene previstas para este año.
La campaña del año pasado contó con 69.399 solicitudes, una cifra que descendió un 3,6 por ciento respecto al año pasado, lo que se achacó a «cambios en la titularidad por herencias, compras o ventas». Por tipos de solicitudes, el mayor número corresponde al régimen de pago básico y pagos complementarios, como el pago verde, para el que se presentaron 59.420 solicitudes. Además, se registraron 4.188 solicitudes para el complemento de la ayuda directa por ser joven y otras 7.567 para el régimen simplificado reservado para régimen de pequeños agricultores, en los que el importe total de las ayudas directas no supera 1.250 euros anuales.
Para este año, la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural espera recibir en torno a 65.000 solicitudes únicas. Estos agricultores y ganaderos percibirán cerca de 1.000 millones. Los agricultores y ganaderos podrán llevar a cabo la petición de todas las ayudas directas de la PAC a través de la solicitud única y pedir, al mismo tiempo, la ayuda anual a las medidas de agroambiente y clima, agricultura ecológica, a las zonas de montaña o con limitaciones específicas.