Mañueco avanza una "apertura gradual y prudente" de CyL

SPC
-

El presidente de la Junta ve "insuficiente" el Real Decreto del Gobierno y aboga por un confinamiento "selectivo" si hay un rebrote

Alfonso Fernández Mañueco. - Foto: Ical

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, avanzó hoy una “apertura gradual y prudente”, con “restricciones y limitaciones” en la Comunidad ante el inicio de la nueva normalidad del COVID-19 este domingo, a partir de la medianoche, por lo que en esa misma jornada se recuperará la movilidad total.

Mañueco, entrevistado en ‘Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso’ recogido por Ical, se refirió a la regulación de la nueva etapa que se abre con el fin de la ‘desescalada’ y que estudia un Consejo de Gobierno extraordinario, del que informará a partir de las 17 horas el vicepresidente y portavoz, Francisco Igea, después de que se retrasara esta comparecencia prevista inicialmente para las 13 horas.

En ese sentido, el presidente de la Junta recordó que Castilla y León ha apostado en la pandemia por la “prudencia” y remarcó que esto ha permitido a la Comunidad pasar de ser la primera en incidencia acumulada a ser la décima, así como ahora a iniciar la “máxima recuperación”, sin dejar a nadie atrás. Por ello, insistió en la importancia de la la responsabilidad individual, de respetar la distancia de seguridad, del lavado de mano y del uso de la mascarilla.

“El virus sigue entre nosotros”, dijo Fernández Mañueco, quien consideró que no debe tenerse “miedo” a la nueva normalidad, sino “respeto”, por ldo que hizo un llamamiento a la población para que mantenga “alta” la guardia. Además, rechazó que se haga una “estigmatización” a los territorios, puesto que recordó el virus entró en España a su juicio por las grandes ciudades y las más abiertas al mundo.

También consideró “insuficiente” el Real Decreto Ley del Gobierno para la nueva normalidad y consideró necesario habilitar una herramienta o un “escalón intermedio” respecto al estado de alarma, que señaló supone una restricción “muy fuerte” de derechos y libertades y es una “norma muy exigente”. No obstante, admitió que el aislamiento es por ahora la medida más eficaz si se produce un nuevo brote y apostó por un “confinamiento selectivo”.

“Desde luego estamos mejor preparados que en el mes de febrero y en el mes de marzo”, dijo Fernández Mañueco para una segunda oleada del coronavirus, por lo que recordó la preocupación de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, de controlar la temperatura “y otros elementos” a los viajeros que lleguen a España.

También el jefe del Ejecutivo autonómico destacó la importancia de la labor de Atención Primaria para rastrear los brotes e identificar la trazabilidad inmediatamente de los contactos de los casos positivos.

Finalmente, Fernández Mañueco abogó por una “mejor” coordinación entre las comunidades y el Gobierno, tras las 14 conferencias de presidentes celebradas durante el estado de alarma. “Hemos hablado mucho”, dijo con Pedro Sánchez, pero también “escuchado” y aprendido del resto de presidentes. No obstante, aseguró que todos hanechado en falta un trabajo previo y también la continuidad posterior de los acuerdos, lo que vinculó quizás con la “presión” a la que han estado sometidos.