Veinte años guerreando con la imaginación por bandera

M. Lumbreras
-

El Club Ertai celebró el pasado sábado su veinte aniversario con una jornada de puertas abiertas en la que mostraron su fondo de juegos, hicieron partidas demostrativas y se dedicaron a dar a conocer las actividades que llevan a cabo

Veinte años guerreando con la imaginación por bandera - Foto: David Castro

El palacio del Episcopio bullía el sábado de conversaciones y risas. Dispuestas en varias mesas, diversas miniaturas y juegos lucían brillantes e imponentes entre decorados de cartón piedra. A la izquierda, dos jóvenes jugaban una partida de Warhammer, juego de guerra en que la estrategia es fundamental para ganar. En el centro, varios chicos explicaban a diversos grupos de niños cómo jugar a las Magic, juego de cartas de fantasía en el que dos contrincantes se enfrentan por la victoria. Finalmente, a la derecha, había un gran mostrados lleno de juegos de mesa que el éxito de las Magic había dejado un poco abandonados.
El club Ertai celebra este año su vigésimo aniversario, y para ello preparó el sábado en el Episcopio una jornada de puertas abiertas para que todo aquel que se pasara conociera el local y las actividades que en él se llevan a cabo.
«Todos los años tenemos una jornada de puertas abiertas en las fiestas de la Santa» explica Esmeralda Martínez, socia del club, y una de las organizadoras del evento. «Sin embargo, este año hemos decidido hacerla en verano, por ser el 20 aniversario del club» afirma. 
Con motivo de su efemérides, el Club Ertai ha querido darse a conocer en un ambiente diferente. A lo largo de su historia, ha tenido tres sedes diferentes –la actual se encuentra en la calle Cruz de Borgoña, detrás del colegio cervantes– y, a causa de su tamaño, este año la organización ha pensado en hacer las puertas abiertas en un lugar más amplio. Por ello han elegido el Episcopio. Y no les ha salido mal. A lo largo del día, alrededor de cien personas se acercaron a comprobar cuáles son las actividades del Ertai.
Según explica Martínez, para llevar a cabo esta tarea, habían preparado una jornada con los tres pilares fundamentales en los que se basa la institución: los ‘wargames’ –juegos de guerra–, las cartas Magic y los juegos de mesa.
Lo bueno de estas actividades es que son para todos los públicos. «Por un lado, tenemos juegos de mesa para niños desde los ocho años, y por otro tenemos juegos de estrategia muy largos para un público más adulto», dice Martínez.
«Esto es una alegría», afirma Marcos Iván Díaz, socio fundador del Club. «Una cosa que surgió de un grupo de amigos al final se ha convertido en una asociación por la que han pasado 270 socios», dice, con un deje de orgullo en la voz. Díaz explica  que a lo largo de estos 20 años han pasado «malas rachas, buenas rachas, problemas económicos...», pero, actualmente, Ertai vive un buen momento: cuenta con más de cuarenta socios activos y es habitual encontrar gente en su local.
De cara al futuro, Díaz espera «sangre nueva», ya que sin los jóvenes el club no tendría continuidad.  A juzgar por los resultados de jornadas como la del sábado, a Ertai no le faltará sangre nueva.