Un sábado con intervenciones por ruido y botellón

E.Carretero
-

Durante la primera noche de entrada en vigor del nuevo horario de los locales de ocio nocturno, la Policía Local tuvo que atender numerosos avisos y los bomberos apagar las llamas de un contenedor y una papelera de la calle Rafaela de Anto

Un sábado con decenas de intervenciones por ruido y botellón

Desde las 00 horas de este domingo entraba en vigor una Orden de la Consejería de Sanidad por la que se adoptaban medidas adicionales preventivas en relación con los horarios de los establecimientos de hostelería y de restauración de la comunidad que desde ese día, y con carácter general, pueden desarrollar su actividad hasta la una y media de la madrugada como máximo, tanto en el interior como en terrazas al aire libre, debiendo desalojar sus instalaciones en un tiempo máximo de 30 minutos a partir esa hora, siendo las dos de la mañana la hora límite para ello.
Sin embargo, y pese a ese cierre anticipado, muchos decidieron continuar la fiesta por las calles abulenses y algunos hacerlo además de forma totalmente incívica. De hecho, durante la noche del sábado, y como compartía Emergencias Ávila en twitter, por parte de Policía Local se realizaron «decenas de intervenciones» por molestias derivadas del ruido y el botellón.
Al parecer, y según las quejas manifestadas por usuarios de las redes sociales, el parque de San Antonio fue uno de esos lugares donde tras el cierre de bares los jóvenes decidieron seguir la fiesta.
Además, las incidencias nocturnas durante esa primera noche de recortes horarios en los establecimientos de ocio nocturno no se quedaron en las molestias vecinales por ruidos y botellones sino que en algunos casos estos comportamientos fueron a más. De hecho, a las cuatro de la madrugada los Bomberos de Ávila tenían que acudir a la calle Rafaela de Antonio a sofocar las llamas de un contenedor y una papelera incendiados de forma intencionada.