El temporal deja paso a una jornada de limpieza

B.M
-

El operativo tuvo 140 efectivos y 15 dispositivos de maquinaria. El transporte público funcionó con normalidad

El temporal deja paso a una jornada de limpieza - Foto: Isabel García

GALERÍA

Nevada en Ávila

Tocaba volver a la normalidad. Tras la nieve caída desde la tarde noche del lunes, la jornada del martes estuvo dedicada a las labores de limpieza para que la ciudad pudiera mantener su ritmo habitual y los ciudadanos desarrollar su vida.
Para ello se trabajó durante la noche para que la ciudad amaneciera, sin duda nevada, pero también sin ninguna calle cortada, según informaron desde el Ayuntamiento de la capital.
De forma global, señala el teniente de alcalde de Presidencia, Interior y Cultura, José Ramón Budiño, el martes se fue trabajando en el nivel 1 del Plan de Nevadas con la previsión de que, si nada cambiaba, a medianoche se bajara a nivel 0, el de prealerta y, por tanto, a expensas de lo que sucediera. Por lo demás, durante el día trabajaron 15 dispositivos de maquinaria y 140 efectivos que echaron 143.000 kilos de fundentes en la ciudad y los barrios anexionados. Sí que se mantuvo, aseguró, la normalidad en el transporte público.
Lo que se hizo desde la mañana es el fortalecimiento de las vías secundarias y las aceras, una vez que se había completado los accesos a centros de salud y educativos, los lugares de trabajo con más concurrencia o los parques industriales. Además se fueron recargando los distintos puntos de dispensación de sal durante el día.
De esta forma se fue trabajando el martes, una vez que la noche anterior se había mantenido el trabajo de camiones esparciendo sal en la ciudad, incluso reforzando el servicio inicial también con un vehículo de Protección Civil. Esto sirvió para que finalmente se contara con cinco camiones y el vehículo de Protección Civil, activado para los servicios de urgencias (Complejo Asistencial, base del 112 y Urgencias de Atención Primaria).
Y aunque el martes no hubo que realizar cortes de calles, pero se mantuvo la recomendación de precaución a la hora de circular en calzada y aceras, sí que fue necesario durante la noche cortar la Ronda Vieja, Bajada de Madrigal, subida a San Vicente, Derechos Humanos con Agustín Rodríguez (Sahagún en sentido bajada), Doctor Jesús Galán (al inicio) y las bajadas Santo Tomás y Don Alonso.
Después, durante la mañana los camiones y barredoras continuaron despejando las calles de la ciudad y fueron trabajando los efectivos, entre medios propios del Ayuntamiento y de las empresas concesionarias, para desde primera hora del día  garantizar el tránsito de personas y de vehículos, tanto en el acceso a hospitales y centros de salud como en colegios para pasar después a esa red secundaria.
Además, durante la tarde, dos camiones se encargaron de repartir sacas de 1000 kilos de fundentes para ser más eficientes y llegar a más puntos en menos tiempo. 
Por otra parte, la recogida de basuras se desarrolló con normalidad, pero se mantuvo cerrado el acceso a la Muralla y el servicio de tranvía turístico y se empezó a actuar para retirar carámbanos en la ciudad.
Entre los medios que se pudieron retirar durante el día se encontraron los de Protección Civil que finalizaron su labor alrededor de las 18,00 horas tras 18 horas ininterrumpidas en la calle y en alerta por si tenían que volver a intervenir.