Las Candelas iluminan a la Virgen

E.C.B
-
Las Candelas iluminan a la Virgen

La imagen de Nuestra Señora del Socorro salió en procesión por la zona sur de la ciudad tras la misa celebrada en la iglesia de Santiago iluminada con las velas que portaban los fieles

El frío no impidió que la barriada de Santiago viviese este sábado una jornada de fiesta en torno a Nuestra Señora del Socorro y a la tradición de Las Candelas, con la imagen de la Virgen recorriendo en procesión las calles y plazas de la zona sur de la ciudad.
Los actos de esta festividad, organizados por la Cofradía de Nuestra Señora del Socorro, comenzaron con un alegre pasacalles al ritmo de las dulzainas del grupo Azor para recoger al presidente de la cofradía y a los padrinos salientes y entrantes de la Virgen en sus domicilios, y dirigirse todos juntos hacia el templo parroquial de Santiago Apóstol para asistir a la celebración eucarística oficiada por el párroco titular, José Luis Gail Nieto, y amenizada por la Rondalla la Muralla de Ávila.

Durante la misa tuvo lugar el rito de la bendición de las madres y niños bautizados en el año 2018, en este caso uno allí presente de los doce que recibieron el sacramento el pasado año. Y ya en el ofertorio de la misa se presentó por parte del párroco al Niño Jesús tras pasar por las manos de los padrinos salientes y entrantes, y tras una oración por los niños, comenzó la adoración, en la que los fieles fueron pasando uno a uno junto a la imagen de Jesús Niño para mostrarle su devoción, entre ellos el presidente de la Diputación de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, y la teniente de alcalde de Cultura, Sonsoles Sánchez-Reyes, como autoridades presentes en esta eucaristía festiva.
También hubo presentación de ofrendas durante la misa, que finalizó con la imposición de las medallas de honor de la Virgen del Socorro a siete hermanos de la Cofradía.

Terminada la celebración eucarística y portada por cuatro fieles, la imagen de Nuestra Señora del Socorro salió de la parroquia de Santiago para iniciar su recorrido procesional por la barriada, justo cuando caían algunos pequeños copos de nieve que se sumaban al viento que arreció durante toda la jornada en la ciudad.