Arévalo crea un fondo social

P.R.
-

Políticos como el alcalde, que destinará el 20 % de su sueldo, y los dos primeros tenientes de alcaldes y el portavoz del PSOE, que también participan con distintas aportaciones

Arévalo crea un fondo social

El ayuntamiento de Arévalo ha decidido crear un fondo social de ayuda para luchar contra la vulnerabilidad social que está provocando el coronavirus en la ciudad y que de momento se dotará de cantidades de dinero que tanto el alcalde, Francisco León, como algunos de los concejales del Consistorio han decidido aportar, recortando parte del dinero que perciben, mientras dure esta situación de crisis sanitaria y que ha afectado de una manera determinante a la economía de este municipio, de la provincia, de toda España y del mundo.
De hecho, el alcalde, Francisco León ha optado por reducirse el sueldo un 20 por ciento. Lo dos primeros tenientes de alcalde, María Luisa Pérez San Gerardo y Julio López Alonso han solicitado que de sus percepciones por asistencia a Plenos y Comisiones se destine el 50 por ciento a este fondo. También se ha sumado a esta iniciativa el portavoz del grupo socialista, Rodrigo Romo, que ha pedido que todas las percepciones que recibe por su asistencia a Plenos y Comisiones se destine igualmente a este fin.
Este fondo será gestionado por ONGs de la ciudad, que se encargarán de destinar el dinero para estos fines sociales.
Recordar también que el Ayuntamiento contempla la modificación de algunas partidas de aquí a finales de año, según como vayan las circunstancias para ayudar en el fomento del empleo y  también para la lucha contra el COVID-19, a la que se destinarán 48.000 euros. De ellos son 22.000 para la adquisición de material de protección como mascarillas y los EPIS que comprarán para los trabajadores y se destinarán a material de protección para los edificios municipales como son los museos, a la biblioteca y para  otros medios como son las pantallas protectoras que se están haciendo en la actualidad para la separación entre el trabajador y el ciudadano, indicó Francisco León, quien añadió que se han aprobado también 6.000 euros para alimentos, en colaboración con las ONGs y otros 20.000 que se habilitarán como subvenciones para ayudar a los más desfavorecidos que estén en vulnerabilidad social para que no caigan en la exclusión social. Este dinero se destinará para que estos ciudadanos puedan pagar los impuestos, los recibos de la luz, el agua... «Son las primeras medidas destinadas a la lucha del COVID-19 con dinero del propio ayuntamiento», señala el alcalde. 
También se van a destinar 6.000 euros para ver la situación y contratar nuevos trabajadores. En este sentido comentó el regidor arevalense que la escuela taller dual que está paralizada les gustaría que volviera a ponerse en funcionamiento cuando se den las condiciones para ello. Terminó en abril y después debería haber continuado con otras ocho personas más para formarse en un oficio, pero la pandemia también obligó a su paralización.