Los regantes del río Adaja piden reducciones en el canon

P.R.
-

Una serie de medidas excepcionales reducen a un 38 por ciento la dotación normal del riego aprobado para este año

Los regantes del río Adaja piden reducciones en el canon - Foto: Diario de Ávila Lola Ortiz

La comunidad de Regantes del río Adaja han pedido reducciones en el pago del canon de regulación, toda vez que el próximo mes de enero tendrían que pagar esta tasa (548.864,78 euros) a la Confederación Hidrográfica del Duero, cuando este año de sequía no han podido utilizar más de un 38 por ciento de la dotación. Este pago deberán realizarlo en el mes de enero del próximo año, si no sale antes el decreto de sequía. Por eso reclaman, si no sale antes este decreto, unas reducciones en los pagos del canon de regulación, cuando la dotación concedida este año para el riego ha sido de 2.100 m³ por hectárea (un 38 por ciento de la dotación normal)
Sobre esta cuestión el presidente de la comunidad de Regantes, Juan José Rodríguez Rodríguez, indica que el pasado 4 de diciembre mantuvieron una reunión con la presidenta de la Confederación Hidrográfica del Duero para preguntarle sobre la situación del decreto de sequía. “La contestación fue asombrosa - sostiene el presidente de la Comunidad de Regantes -  Nos transmitió que el Ministerio de Transición Ecológica ante la situación de cambio climático en la que va a haber muchas más situaciones de sequías e inundaciones no se puede estar cada dos por tres tramitando decretos de sequías o inundaciones por lo que no va a sacar ninguno más, y que a parstir de ahora cada uno tendrá que aguantarse con lo que le toque”. 
El pasado mes de junio la Junta de Gobierno de la Confederación había declarado la sequía en el Adaja y establecía unas medidas de actuación urgentes destinadas al mejor aprovechamiento de los recursos disponibles, mientras se promulgaba el decreto de sequía, que se iba a solicitar que sacara el gobierno, tal y como marca la ley, en el que se pueden ratificar o modificar estas medidas así como establecer medidas fiscales y financieras de apoyo a los afectados, indica el presidente de la Comunidad de Regantes, quien indicó también que esta comunidad de regantes había presentado las correspondientes alegaciones al borrador del decreto de la sequía y que en la posterior Junta de Gobierno de la Confederación se había vuelto a insistir en la urgencia de que se apruebe este decreto.
Los regantes denuncian que «desde octubre de 2018 a marzo de 2019 se soltaron por el río alrededor de 5 hectómetros más de lo que marca el plan hidrológico, a pesar de nuestras protestas. Si no se hubiera despilfarrado ese agua, nuestra dotación  para riego se hubiera incrementado en más de un 20%».
Sostienen también los regasntes que son parte importante del proyecto que lidera la Confederación, el Life IP RBMP Duero, para la recuperación del acuífero de Los Arenales «y cuya medida estrella es la recarga del acuífero principalmente a través de nuestras instalaciones». nsisten que en el proyecto se hace hincapié que se ha producido «una subida de los niveles piezométricos desde que pusimos en marcha este regadío. Así mismo, hemos colaborado en pruebas de recarga, cuando sobraba agua, a través de nuestras instalaciones», comentan los regantes. También comentan que la Confederación gestiona unos fondos para este proyecto de 12 millones de euros en este proyecto y que «a  nosotros, que según ellos, somos unos de los principales agentes implicados y los que más estamos favoreciendo la consecución de los objetivos del proyecto no nos toca ni un euro».