Nissan confirma al comité que el plan industrial continúa

E.C.B
-

Incertidumbre entre los trabajadores de la planta de Ávila ante la repercusión que pueda tener el plan de reestructuración de la multinacional, que podría suponer el cierre de la fábrica de Barcelona

Nissan confirma al comité que el plan industrial continúa - Foto: David Castro

Incertidumbre entre los trabajadores de la planta de Nissan en Ávila ante el plan de reestructuración que planea poner en marcha la multinacional japonesa y que podría suponer el cierre de la fábrica de Zona Franca, en Barcelona, y una reducción de los costes fijos en cerca de 2.500 millones de euros. Así lo confirma el presidente del comité de empresa, Felipe González, quien reconoce que de momento «no sabemos qué repercusión puede tener ese plan global que prepara la compañía en Nissan Europa o España, y si en ese marco la factoría de Ávila estaría afectada».
Tras conocer durante este periodo de confinamiento las noticias que llegaban a través de fuentes sindicales desde Barcelona, donde hay abierto un periodo de conflicto, con huelgas en algún centro de trabajo que tienen paralizada la producción en Zona Franca, el comité de empresa de la planta de Ávila se puso en contacto tanto con las administraciones como con la dirección de la empresa y ambas partes les transmitieron, según explica Felipe González, que «la planta de Ávila sigue su ritmo como hasta ahora y su plan industrial sigue adelante».
«Nosotros solicitamos a la compañía que nos facilitara una información más amplia en la que se defina si dentro de ese plan de reestructuración general de Nissan se vería afectada la fábrica de Ávila, pero de momento aseguran que lo desconocen y que el plan industrial sigue adelante», apunta el presidente del comité de empresa, quien añade, no obstante, que «no deja de ser una multinacional y el próximo 28 de mayo habrá una reunión de los accionistas en Japón donde se dará a conocer ese plan global». «Estamos expectantes de que en esa reunión se aclare dicho plan y su afectación a Ávila, pues está claro que el cierre de la planta de Barcelona, que es nuestro buque insignia en España, afectará en algo a Ávila, aunque no sabemos en qué medida».
Mañana está previsto que el comité de empresa tenga un nuevo contacto con la dirección, aunque como indica Felipe González, «no sabemos si aclararán algo más sobre la posible afectación del plan de reestructuración general de Nissan a la fábrica de Ávila». En ese sentido, desde la representación de los trabajadores subrayan que quieren «saber si dentro de ese plan global, la planta de Ávila tiene ya un plan definido a parte del que ya tiene planificado en la actualidad».