El PP pide que crear un comedor y un fondo social

P.R.
-

Los populares formulan una serie de medidas para paliar la situación de crisis económica originada por el covid-19 y que afecta a esta ciudad

El Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Arévalo ha registrado en el Consistorio nueve medidas de índole social y económica «para ayudar a paliar las consecuencias que tiene y va a tener la emergencia sanitaria que estamos afrontando por la pandemia de la COVID-19», explica el portavoz del PP, Vidal Galicia Jaramillo.
«Todos los vecinos en general, y los autónomos y empresarios en particular, están viéndose afectados por las duras consecuencias económicas y personales que ha acarreado la declaración del estado de alarma, el confinamiento de los ciudadanos y el cierre de los negocios», prosigue Galicia, para quien la situación «exige un esfuerzo de este Ayuntamiento para contribuir a paliarla, y es por esta razón por la que presentamos estas medidas urgentes al equipo de Gobierno».
Las nueve medidas planteadas son las siguientes:
Por una parte, la rebaja del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI). En segundo lugar,  y  ante la suspensión de la Feria de Muestras y la más que probable imposibilidad de que puedan celebrarse las Ferias de San Victorino, utilizar la partida consignada para ellas a la puesta en marcha de un comedor social y la creación de un fondo social, bajo el control del Ayuntamiento y con representación de los grupos que forman el Pleno, con el fin de ayudar a personas y familias en situaciones de necesidad.
Otra de las medidas propuestas es destinar el dinero consignado en el Presupuesto 2020 a inversiones que no sean esenciales a un Plan de Empleo por importe de, al menos 300.000 euros, al margen de otros planes de empleo que pudieran implementarse por parte de la Junta de Castilla y León y de la Diputación Provincial.
Por otra parte, también piden eximir a todos los establecimientos y negocios afectados y cerrados por la declaración del estado de alarma del pago de dos trimestres de las tasas de suministro de agua y de recogida de basuras y también eximir del pago de la tasa de terrazas a bares y restaurantes, como mínimo durante el periodo que comprende el verano. En este sentido, reclama  mostrar una especial sensibilidad con los negocios hosteleros y vinculados al Turismo del municipio, por las especiales circunstancias con que van a tener que afrontar la desescalada.
Por  otra parte, también se pide bonificar el 50% del Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) de 2020 para vehículos directamente vinculados a actividades comerciales o empresariales que se hayan visto afectadas, total o parcialmente, por el estado de alarma. Esta bonificación contemplará el límite de un vehículo por empresa.
Otra de las medidas propuestas por el PPes posibilitar, para la ciudadanía en general, el fraccionamiento, en hasta tres cuotas, el pago de cualquier tipo de tasa o impuesto municipal sin necesidad de justificación alguna y  entregar un lote mensual de materiales de protección (mascarillas, guantes…) a cada vecino de Arévalo. Este lote se hará llegar a cada vivienda durante el tiempo que se establezca como recomendado por las autoridades sanitarias.
Por último solicitan los populares gestionar y solicitar ante el Gobierno de la Nación que se realicen test de diagnóstico de la enfermedad a todos los arevalenses, tal y como prescribe la Organización Mundial de la Salud (OMS). En este sentido, estudiar la posibilidad de abrir una partida presupuestaria para subvencionar dicha iniciativa.
Además de este conjunto de propuestas, los populares de Arévalo tienden la mano a todos los grupos municipales para aprobar cualquier otra que se debata.