Los comerciantes se consideran "los grandes olvidados"

SPC
-

Conferco mantiene una reunión con la Junta a la que ofrecen un diálogo "continuo" en el proceso de desescalada

Los comerciantes se consideran “los grandes olvidados”

La Confederación de Comercio de Castilla y León (Conferco) reclamó hoy una línea de ayudas directas a los autónomos del sector “para su propia subsistencia” al entender que son “los grandes olvidados” de la crisis generada por la pandemia del coronavirus. En la reunión telemática mantenida hoy con el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, los comerciantes solicitaron también una mayor dotación presupuestaria para las líneas de ayudas anunciadas para el colectivo, que se cifraron en dos millones de euros, y que a su juicio resultan “insuficientes” teniendo en cuenta el volumen de pymes que operan en Castilla y León, lo que supone también un “agravio comparativo” con las ayudas destinadas a otros sectores, informa Ical.

Así se lo hicieron saber al presidente del Ejecutivo autonómico, al que se ofrecieron para mantener un diálogo “continuo” en el proceso de desescalada. En la reunión también trasladaron a la Junta la necesidad de coordinar y consensuar las medidas y ayudas necesarias en el proceso de desescalada. “Es necesario aunar y coordinar los esfuerzos entre la administración y el sector, y es imprescindible conocer de primera mano las necesidades y demandas del sector para adecuar las medidas al nuevo escenario comercial”, trasladaron a través de un comunicado. 

En esta línea Conferco también anunció la puesta en marcha del Observatorio del Comercio de Castilla y León, que se inició con un primer cuestionario sobre la situación del sector en este estado de alarma y cuyos resultados se presentarán en las próximas semanas.

El colectivo manifestó su “hartazgo” por la “improvisación y falta de planificación” del Gobierno en relación al proceso de desescalada, que a su juicio “solo ofrece incertidumbre” sobre el regreso dela actividad y no establece “una estrategia gradual para la incorporación de los trabajadores”. Por ello, la organización instó a mantener y flexibilizar los ERTEs “hasta que exista una cierta normalidad en la actividad comercial”. 

El comercio minorista representa cerca del 10,3 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) de Castilla y León y emplea a más de 137.000 trabajadores (Régimen General y RETA), en más de 30.000 locales comerciales. Además Conferco representa a los más de 41.000 autónomos del sector comercio que supone cerca del 22 por ciento del total de autónomos en Castilla y León.



Las más vistas