Los Premios ViVa regresan al MAST

E.Carretero
-

Por quinto año el museo cebrereño acoge la entrega de estos galardones que este año recogieron el realizador Fernando Navarrete, la actriz Silvia Tortosa y el presentador José Manuel Parada, entre otros

El célebre Estudio abierto que a principios de los años 70 condujo José María Íñigo, y también Directísimo; Furor,  presentado a finales de los 90 por Alonso Caparrós, o  Trato hecho, conducido por Bertín Osborne, son solo algunos de los múltiples programas que llevan la firma de Fernando Navarrete, uno de los realizadores de televisión más reconocidos y prestigiosos de nuestro país que este miércoles recogió en el Museo de Adolfo Suárez y la Transición de Cebreros el Premio ViVa por una trayectoria profesional de más de 40 años. Un galardón muy especial para quien fuera realizador también del debate electoral que en febrero de 2008 protagonizaron los candidatos a la Presidencia del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy teniendo en cuenta que los Premios ViVa son un reconocimiento que otorgan los profesionales de la televisión para reconocer la labor de los técnicos y gente de este medio durante la Transición Española y en la época posterior. «Es el premio con más cariño de los que se dan a los profesionales de la televisión porque lo otorgan compañeros y amigos, casi hermanos», señaló el popular realizador antes de recoger el galardón a una trayectoria larga y existosa. Y es que si algo destacó Navarrete de sus más de 40 años de profesión fue la «continuidad» en el trabajo y el haber podido tocar todos los géneros audiovisuales en la televisión, un medio, reconoció, que en las últimas décadas ha cambiado «de forma enorme» en gran parte debido a los avances tecnológicos.
Junto a Navarrete también recibieron los Premios ViVa las actrices Silvia Tortosa y Sonsoles Benedicto, el presentador José Manuel Parada, Pepe Carabias y Click Radio así como otros productores, realizadores y reporteros pioneros de la televisión y habituales del Paseo de la Habana, donde se encontraba la antigua sede de Televisión Española.
Los Premios ViVa, explicó José Luis Fernández Rizo, miembro del jurado y conductor del acto, nacieron de hecho a propuesta de un grupo de colegas de profesión ya jubilados que se juntaban una vez al mes para comer y que decidieron reconocer el trabajo y dedicación de los «profesionales detrás de la radio, la televisión, el teatro o el cine». Desde su origen, en el año 2014, estos galardones se entregan en el MAST por reunir este espacio «todos los ideales que Adolfo Suárez representaba al ser un avanzado en el tiempo y un ejemplo de compañero en TVE». Y es que no hay que olvidar que el cebrereño fue director del ente público.
Los Premios ViVa regresan al MASTLos Premios ViVa regresan al MASTTambién en esa idea de premiar a profesionales de la televisión, el cine y el teatro que desarrollaron su trayectoria durante la Transición y durante los años posteriores insistió Sandra González, primera teniente de alcalde de Cebreros, durante este acto que también contó con la presencia de Eduardo Duque, diputado provincial de Cultura, que destacó la «gran influencia que estos profesionales han tenido en nuestro país».
Coincidiendo con la entrega de estos premios, y hasta el próximo 29 de octubre, el MAST acoge la exposición Los rótulos de tu vida del escenógrafo Paco Bello, presente también este miércoles en Cebreros, en la que se pueden ver bocetos y carteles de los escenarios de programas como El precio es justo o Código Uno, entre otros.