La institución sella sendos convenios con Confae, el Obispado de Ávila e Interior

I. Camarero
-

Con las 17 solicitudes que el lunes recibieron el visto bueno ya son 95 las ayudas aprobadas para contratación y autoempleo en el ámbito rural. Aún queda partida para otros 55 beneficiarios.

La institución sella sendos convenios con Confae, el Obispado de Ávila e Interior

 La segunda junta de gobierno de la Diputación de Ávila celebrada este mes de septiembre ha servido para sellar tres convenios. Por un lado y en virtud del pacto con la Confederación Abulense de Empresarios se facilitará a estudiantes en atención sociosanitaria a personas dependientes el que puedan realizar sus prácticas en el Centro Infantas Elena y Cristina; de nuevo se selló el compromiso  con el Ministerio del Interior para la reparación de cuarteles de la provincia por los que ambas instituciones pondrán sendas partidas de 30.000 euros; y con el Obispado también hubo acuerdo para continuar con la labor de conservación y reparación de iglesias y ermitas, con desembolsos de 60.000 euros por parte de cada institución. Un pacto que destacó especialmente el presidente de la Diputación, Agustín González, pues lleva en vigor casi 30 años y ha permitido que muchos de estos edificios «sigan en pie».
También fue una reunión para dar pasos en lo que respecta a la gestión sobre todo de ayudas a los ayuntamientos en forma de servicios tales como acondicionamiento de carreteras.En este sentido se adjudicó la conexión de la carretera entre Mirueña de los Infanzones y San García de Ingelmos por más de 356.000 euros; se aprobó el proyecto de acondicionamiento a la ermita de la Virgen de Chilla en Candeleda y en la carretera perovincial 815  por 232.000; y el de los dos tramos de acceso a El Parral en la AV-P 625 y 626 de hecho en este punto se aprobó la primera certificación de esa obra por 185.000 euros.
Las justificaciones del Plan Extraordinario de Inversiones llegaron a la junta de gobierno y en este caso, «pues son muchos los ayuntamientos beneficiarios», fueron por valor de 218.500 euros en números redondos.
Otro de los asuntos a los que se dio el visto bueno fue a la aprobación de facturas por abastecimiento de agua embotellada y que destacó González «va a menos» y es que en julio sólo Bernuy y El Bohodón precisaron de este servicio por el que se pagó algo más de 3.200 euros.
Como es habitual desde que empezó septiembre la junta de gobierno dio el sí a varios expedientes, 17 concretamente, dentro de la partida para ayudar a la contratación y promover el autoempleo en el ámbito rural. Con ellas son ya 95 los beneficiarios de una línea de subvenciones que aún perdurará en el tiempo hasta que acabe octubre y que con una partida de 300.000 euros puede llegar a 150 personas o empresas, pues las ayudas son de 2.000 euros.
Hubo acuerdo para solicitar una subvención a la Junta de Castilla y León en base a la oferta que ésta ha hecho para actividades la comercialización, internacionalización, accesibilidad e innovación  de la oferta turística y para formación de personal vinculado al sector turístico.