Más de 450 niños tomarán la Primera Comunión en Ávila

M.M.G.
-
Más de 450 niños tomarán la Primera Comunión en Ávila

De las once parroquias, Santo Tomás vuelve a repetir como la más concurrida, con cien pequeños

Ha comenzado mayo y con él, el mes de las primeras comuniones. Es en esta época del año cuando los niños que han estado durante tres años este sacramento, se acercan a recibirlo en las iglesias de sus parroquias acompañados por sus amigos y familiares.
Este año serán 455 los pequeños que comulguen en alguna de las once parroquias de Ávila por vez primera. Son algo más que los 434 que se contabilizaron el año anterior, pero mantienen las cifras que  maneja la diócesis abulense en los últimos años.
Al igual que ocurriera el año pasado, la parroquia abulense con más niños preparados para recibir la Primera Comunión es la de Santo Tomás, con cerca de un centenar de pequeños.
Le sigue la parroquia de San Pedro Bautista, en el barrio de Las Hervencias, que en su segundo año con templo nuevo sumará 78 niños a la hora de hacer la comunión.
Y el tercer puesto de este particular ranking lo ocupa la parroquia de San José Obrero, con 75 niños, una cifra muy parecida a la de años anteriores.
También son muchos los niños que tomarán la Primera Comunión en la iglesia de San Pedro Apóstol, en el Mercado Grande: 57. Y no son pocos tampoco los niños que han acudido a catequesis en la histórica parroquia de San Vicente, donde recibirán por primera vez este sacramento: 40. Desde San Vicente ya se da un salto a las parroquias con menos niños pequeños. Así, en las parroquias de San Antonio y Sagrada Familia tomarán la Primera Comunión 25 niños respectivamente.
Le siguen las parroquias de La Milagrosa, con 20 pequeños comulgantes; las de Santiago, con 15 niños; y la del Inmaculado Corazón de María, con 14.
El ‘farolillo rojo’ de esta clasificación es para la parroquia de San Juan, con seis niños. Pero en este caso la cifra debe valorarse teniendo en cuenta la elevada edad media del barrio que llegó hacer, incluso, que durante dos años no hubiese primeras comuniones.