Los 'profes' con más carga lectiva

P. Velasco
-

Un informe pone de relieve que los docentes castellanos y leoneses se encuentran entre los que más horas de clase imparten pese a la recomendación del Congreso de reducir la jornada

Una profesora imparte una clase en un instituto de Burgos. - Foto: Alberto Rodrigo

El debate sobre las horas de clase que deben impartir los profesores vuelve a la actualidad. La resaca de los recortes que se produjeron con la crisis económica sigue pasando factura al sector educativo que reclama que se recupere la jornada lectiva que tenían los profesores y maestros antes de 2012, principalmente en comunidades como Castilla y León que se encuentra entre las que más horas se dan de toda España.
El pasado 22 de febrero, el Congreso de los Diputados aprobó un decreto ley con el que se pretende revertir estos recortes y en el que recomienda que los docentes de los centros de Infantil, Primaria y Especial tengan un horario lectivo máximo de 23 horas, mientras que en el caso de Secundaria sea de 18. Una propuesta que ya ha sido calificado como un «error» desde los sindicatos al considerar que la jornada lectiva debe ser igualitaria en todas las comunidades, ya que ahora se tendrá que negociar con cada Gobierno regional.
En el caso de Castilla y León, de momento los profesores deben impartir 20 horas lectivas en Secundaria y 25 para los maestros, unas jornadas que se encuentran entre las más elevadas de toda España. De momento este número de horas se mantendrá para el próximo curso escolar, ya que la Consejería de Educación y los sindicatos han cerrado las plantillas para 2019-2020 en las que no se contempla la reducción de jornada y, como consecuencia, la contratación de más personal.
«Son medidas que ya tienen en muchas comunidades y por las que hemos insistido a la Administración regional, pero no tenemos respuesta», aseguró la presidenta de Anpe en la Comunidad, Pilar Gredilla. Ante esta situación, todos los sindicatos con representación en la mesa sectorial se manifestarán el próximo jueves frente a la Consejería de Educación.
Gredilla considera que todavía «da tiempo» a mejorar la jornada lectiva para los docentes de cara al próximo curso. Una medida que, como justificó, permitiría aumentar el empleo público y «seguir trabajando por mantener la enseñanza pública en el medio rural». Entre sus reivindicaciones también se incluye que el profesorado de mayor edad tenga una reducción de jornada lectiva específica para ellos, así como dar cobertura inmediata de todas las bajas producidas en los centros.
También desde CSIF Castilla y León hicieron referencia a las diferencias entre comunidades como Andalucía o Extremadura con Castilla y León, «donde se han bajado» con la región castellano y leonesa. «Teníamos una propuesta de acuerdo en la mesa que retiró la propia Consejería a la espera de que se derogara el decreto nacional», explicó Isabel Madruga, presidenta del sector de Educación de este sindicato en la Comunidad.
«Ahora nos hemos encontrado con que ya se ha derogado, aunque las formas no nos gustan porque se marca una recomendación y ahora en Castilla y León nos dicen que no hay presupuesto para hacerlo», explicó Madruga, que destacó que el consejero asegura a los sindicatos que no dispone de los 200 millones de euros de gasto presupuestario que supondría la aplicación de la reducción de jornada docente en la Comunidad, «pero sí tienen presupuesto para otros programas estrella». «Vamos, que lo que falta es voluntad política», indicó la responsable de Educación de CSIF en Castilla yLeón, que añadió que los sindicatos van a seguir pidiendo esa bajada. «Lo que queremos es que el nuevo gobierno lo incluya, porque habría que negociarlo en cuanto tomara posesión», incidió.
Diferencias por regiones.

Desde CCOO también reclaman un recorte de la jornada lectiva en la Comunidad. Precisamente, este sindicato ha publicado recientemente un informe en Andalucía sobre ‘¿Cuánto trabaja el profesorado? Mitos y verdades’. En dicho documento se recoge que la única comunidad que cumple con los parámetros marcados recientemente por el Congreso es precisamente la andaluza con 18 lectivas a la semana para el curso actual, mientras que hay otras cuatro regiones que ya han alcanzado acuerdos con la administración para tener ese horario el próximo curso.
En esta situación se encuentran Extremadura, Navarra, Cataluña y las Islas Baleares, mientras que en Castilla y León están establecidas 2o horas lectivas a la semana en el caso de Secundaria que podrían excepcionalmente llegar a las 21. A esto se añaden dos horas de tutorías lectivas en el caso de la ESO y una hora en Bachillerato, además de una hora a la semana de guardias lectivas para los profesores que no imparten tutorías.
Las diferencias también son evidentes en el caso de los maestros de Infantil y Primaria, donde se continúa con las 25 horas lectivas en la mayoría de comunidades autónomas, como es el caso de Castilla y León. De momento solo cuatro regiones han comenzado el proceso para acogerse a la recomendación del Gobierno central y reducir la jornada a 23 horas: Cantabria y Cataluña (actualmente con 24) y Navarra y País Vasco (donde ya se dan 23).