Tres fallecidos hasta septiembre en accidente laboral

I.Camarero Jiménez
-

La sede de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León acogió este jueves una concurrida jornada de prevención de riesgos en el sector de la construcción

Tres fallecidos hasta septiembre en accidente laboral - Foto: David Castro

Masiva afluencia la que tuvo la jornada de prevención de riesgos laborales en la sede de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León este jueves y que se organizó en colaboración con Asepeyo y elInstituto de Seguridad y Salud además de con la Oficina Territorial de Trabajo y con la Inspección de Trabajo de Castilla y León. Un asunto importante que además se centró en el sector de la construcción que, en palabras del delegado «parece que está en retroceso pero que, sin embargo, sigue teniendo siniestralidad laboral que tenemos que abordar», decía José Francisco Hernández Herrero.
Son jornadas periódicas que siempre interesan a técnicos, empresarios, funcionarios etcétera. Todo para que la estrategia en prevención sea eficaz y se rebaje el nivel de siniestralidad "a ser posible a cero", que es el objetivo, manifestó el delegado. Pero de momento, ese «cero»  no es posible porque según repasaba para los medios el responsable de Trabajo, Francisco Muñoz Retuerce, desde enero hasta septiembre en Ávila se han producido casi 1.000 accidentes de trabajo con baja durante la jornada, concretamente 997 accidentes laborales, de los que siete fueron graves (cuatro de ellos de personas que ejercen como autónomos) y tres, mortales. 
Es importante el dato de autónomos porque desde el día 1 de enero de 2019 se incluyen por ley los accidentes sufridos por los trabajadores por cuenta propia puesto que por normativa legal tienen cubierto el accidente de trabajo, con lo que, explicaba, "no son comparables con los datos del mismo periodo del año anterior". 
Aún así y haciendo referencia a este asunto hay que decir que son un 6,86% más y concretamente 64 más que en 2018, pero matizando que los autónomos que sufrieron un siniestro fueron 110. 
‘In itinere’ con baja, los siniestros fueron 76, o lo que es lo mismo 50 menos que hace un año y una reducción del 40%. Y eso a pesar de que 14 de los 76 fueron de autónomos.
Los accidentes laborales aumentaron en Construcción, Servicios e Industria y disminuyeron en el sector Agrícola, apuntaba Muñoz Retuerce. 
Concretamente en Construcción -dado que a ese sector iba dirigida la jornada de prevención-, hasta septiembre fueron 153 accidentes. Una cifra que se incrementa en 20 respecto a 2018, pero teniendo en cuenta que 30 de los siniestros fueron de autónomos. 
Si ahondamos en el índice de incidencia, es decir el número de trabajadores que están sometidos al riesgo y los que sufren un accidente hablaba Muñoz Retuerce de un 32,1% en 2018 y de un 24,4% en 2019. Cae en 4,7 puntos a pesar de estar distorsionado por incorporar a los autónomos.

En cuanto al resto de la jornada formativa hay que decir que está se impartió desde "el punto de vista preventivo y también desde la actuación colectiva para minimizar las consecuencias de un posible siniestro laboral".
Hincapié se hizo también en la extracción y manipulación del amianto, un material «prohibido desde el año 2002, pero que aún sigue inserto en algunos elementos constructivos», explicó Hernández Herrero.
Hasta las jornadas se llevaron un simulador 3D pues «las nuevas tecnologías también deben implementarse en la prevención». Un aparato que recrear un entorno real para la ejecución de trabajos de construcción y con el que se repasan las tareas previas para la colocación de equipos de protección (EPIS) y evitar accidentes. Real y para concienciar.
 


Las más vistas