Con la música a otra parte

Agencias
-

El temor al contagio de coronavirus ha obligado a cancelar decenas de conciertos, pero también ha animado a muchos artistas a ofrecer actuaciones en directo a través de internet para intentar hacer el aislamiento en casa más ameno

Las salas se han cerrado y los escenarios se cambian por las propias viviendas de los cantantes.

Pese al cierre de salas y la cancelación de conciertos en la mayoría de localidades españolas a causa del coronavirus, lejos de apagarse, la música en directo está más viva que nunca. Los artistas han encontrado en el streaming un aliado y los salones de sus casas son el cobijo perfecto para mantener la magia con un público también aislado en sus viviendas.
Rozalén, Andrés Suárez, Carlos Sadness... El número de músicos que se apuntan a esta alternativa es más numerosos con cada día de autoencierro y las redes sociales se inundan con anuncios de shows más o menos espontáneos bajo etiquetas como #YoMeQuedoEnCasa o #CuarentenaFest. El último en unirse a esta moda fue, ayer, Alejandro Sanz, que anunció que tras suspender su gira por América Latina, hoy ofrecerá a través de Youtube Live un concierto que comenzará a las 21,30 horas para hacer más llevadero el #yomequedoencasa.
Esta nueva manera de llegar al público arrancó esta misma semana con Jorge Drexler, a quien la suspensión de un concierto en Costa Rica no silenció. El uruguayo agarró la guitarra y a través de Facebook Live ofreció su directo desde el mismo teatro, pero en una perspectiva inédita que mostraba a su espalda el patio de butacas completamente vacío. «Ya volverán los abrazos y los besos dados con calma», cantó el oscarizado como parte de una composición inédita inspirada por esta crisis que se está cebando con el mundo de la música en vivo, especialmente en Italia.
En Milán precisamente tendría que haber actuado esta semana el pianista Manolo Carrasco. Ante la imposibilidad de ofrecerlos cara a cara, recurrió al streaming para emitirlos desde el teatro municipal de Benalup Casas-Viejas (Cádiz).
Siguiendo esos arranques espontáneos han llegado otros más organizados, como Yo me quedo en casa Festival, el primer festival musical íntegramente digital que tendrá lugar estos días con la colaboración de Rozalén, Andrés Suárez, David Otero, Dani Fernández, Alfred García, Funambulista, Marwan o Carlos Sadness, entre otros.
No son los únicos, pues casi a la par ha nacido Cuarentena Fest, que desde mañana lunes y hasta el próximo 27 de marzo ofrecerá diariamente conciertos de más de una treintena de artistas alternativos.
«No queremos que la música pare y músicos y sellos independientes de este país nos hemos unido para seguir ofreciendo cultura en estos tiempos difíciles», explican sus creadores. «La música no se detiene, ni siquiera en tiempos tan duros como este».
Y para quienes busquen otro estilo, algunas de las grandes casas de ópera del mundo se han apuntado a esta modalidad. El Teatro Real de Madrid, por ejemplo, mantendrá las funciones de los días 17, 19, 20, 22, 23 y 25 de marzo de Aquiles en Esciros, que se harán a puerta cerrada y sin público. Todos los abonados y poseedores de entradas podrán seguirla a través de la plataforma de vídeo MyOperaPlayer. Además, la del día 27 de marzo se emitirá en directo para toda España por La 2 de TVE.