Nissan paraliza su producción en Ávila

M.R
-

El comité de empresa aplaude la medida, que afecta principalmente a unos 200 empleados en activo, porque "lo primero es garantizar la salud de los trabajadores y de sus familias"

Nissan paraliza su producción en Ávila

La planta de Nissan en Ávila paraliza su actividad productiva hasta nueva orden como medida de prevención para evitar la propagación del coronavirus. Así lo ha confirmado este domingo a esta Redacción el presidente del comité de empresa, Felipe González, quien considera que la medida es "razonable y acertada", dado que "lo primero es garantizar la salud de los trabajadores y de sus familias". La medida afecta a "entre 200 y 250 trabajadores", que son los que estaban llevando a cabo hasta ahora labores de producción "en turnos rotativos" durante el período de transición por el que atraviesa la planta, que está adaptándose a su nuevo cometido como fábrica de recambios. Por esta razón, parte de la plantilla de la fábrica de Nissan está incluida en un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) que a partir de ahora, con la paralización de la producción debido a la crisis del coronavirus, "se extenderá al resto de empleados que no estaban afectados por el ERTE", apunta González. Los trabajadores que sí estaban desarrollando actividad laboral estaban dedicándose principalmente a labores relacionadas ya con "los nuevos productos" que fabricará Nissan en Ávila en la nueva etapa que afronta, principalmente "recambios" de automoción. En los últimos días, sin embargo, se había notado un descenso notable de la producción, posiblemente derivado de la caída del consumo a nivel mundial. 

La paralización de la actividad en Nissan tiene que ver con la producción, por lo que la medida afecta a la inmensa mayoría de la plantilla, aunque el presidente del comité de empresa advierte que "habrá algún empleado que puntualmente tendrá que seguir trabajando en tareas de mantenimiento y otros temas de fuerza mayor".