Las Cortes piden ampliar el modelo residencial 'En mi casa'

SPC
-

PP y Cs rechazan la privatización que denuncia Podemos-Equo y el PSOE recuerda que los beneficiarios son personas, no números

La consejera de Sanidad interviene en el pleno en presencia de la de Familia. - Foto: Ical

Las Cortes de Castilla y León aprobaron hoy por unanimidad cuatro puntos de una moción de Podemos-Equo para instar a la Junta a que amplíe la prestación de teleasistencia para que llegue a un mayor número de personas, especialmente, en el mundo rural, así como para dotar de más personal al modelo residencial  'En mi casa'.

Además, el parlamento demandó que se complementen las prestaciones de las cuidadoras en el entorno familiar con servicios profesionales' y que se establezan como prioritarias las prestaciones directas, frente a las vinculadas. El resto de puntos de la moción fueron rechazados por PP, Ciudadanos y Vox, mientras cosechó el voto favorable de PSOE, Podemos, UPL y Por Ávila.

La parlamentaria de Podemos-Equo Laura Domínguez defendió mejoras en el sistema de la dependencia, el que más sufrió durante la crisis. Además, señaló que la plena atención es una “falacia fácilmente” desmontables y criticó la falta de plazas, de personal en la residencias o las necesidades no cubiertas de las cuidadoras en el entorno familiar o la inaccesibilidad de los servicios.

Laura Domínguez criticó a Cs por no hacer una política útil y destacó que en esta legislatura es más fácil debatir con el PP, porque está más centrado, al contar con un grupo más a su derecha. Por ello, aceptó la votación por separado de cuatro puntos de la moción, como pidió el PP para que fueran aprobados, pero con la condición de que vigilarían su cumplimiento.

La socialista Isabel Gonzalo apoyó la iniciativa y denunció que hay más de 5.000 personas con prestaciones de menos de 50 euros, con ayudas de 20 euros o con una hora de ayuda a domicilio. “Se olvidan ustedes que estamos hablando de personas, no de números”, dijo dirigiéndose a la bancada 'popular'. También criticó los recortes y pidió incluir mejoras en la ayuda a domicilio en los nuevos acuerdos marco con las entidades locales.

La 'popular' Inmaculada Ranedo, que expresó el apoyo de su grupo a cuatro puntos, destacó que se atiende a unas 100.000 personas en una Comunidad que sobresale como la que más servicio presta y más empleo genera en torno a este sector. Además, señaló que se podría hacer mucho más si el Estado cumpliera con la financiación que el corresponde, el 50 por ciento. También negó la privatización y sostuvo que el acceso sea del 100 por 100 es “igualdad” y remarcó que se trabaja con el Diálogo Social para reducir los copagos.

La parlamentaria de Ciudadanos Marta Sanz acusó a Podemos de hacer “política ficción” y defendió que para mejorar el sistema no se debe “gastar más, sino mejor”, con una política “sensata” y “responsable”. Destacó que se atiende al 90 por ciento de las personas dependientes con derecho a prestación y consideró que el coste de estos servicios no puede olvidar los criterios de la eficacia. Además, apuntó que el modelo de Castilla y León ha dejado de recibir 240 millones de financiación, lo que ha exigido una mayor aportación de la Comunidad.


Las más vistas