El PIB mermará su crecimiento al 1,7% pero creará empleo

SPC
-

Unicaja prevé que el PIB autonómico avance un 2%en 2019, tres décimas más que en 2020, por «un menor ritmo de crecimiento por la incertidumbre»

El PIB mermará su crecimiento al 1,7% pero creará empleo

El producto interior bruto (PIB) de Castilla y León continuará con su tónica descendente durante este año, para el que se prevé un crecimiento del 1,7 por ciento, según se desprende del último informe ‘Previsiones Económicas de Castilla y León’ de Unicaja Banco presentado ayer enSegovia. Una cifra que supondrá un descenso de tres décimas respecto a la tasa con la que la entidad bancaria espera que la Comunidad cierre 2019 (dos por ciento), pero que, sin embargo, permitirá mantener la creación de empleo en Castilla y León, con un repunte del 1 por ciento y una tasa de paro cercana al 10,5 por ciento, dejando en un millón en el número de trabajadores. 
La coordinadora del estudio, Felisa Becerra, expuso durante la presentación que, al igual que en el conjunto del país, la evolución del PIB regional en 2020 se desacelerará y se irá a tasas «más moderadas», principalmente motivadas por la incertidumbre internacional, por las tensiones comerciales, así como, aunque en «menor medida», a la espera de ver las políticas económicas que acomete el nuevo Gobierno español. 
En lo que respecta al mercado de trabajo, se estima un crecimiento en el empleo de Castilla y León del uno por ciento este año, situándose la tasa de paro, en el promedio del año, en el 10,5 por ciento, que supone casi un punto menos que la media de 2019. Becerra indicó que el aumento del empleo será «generalizado» en todos los sectores económicos, con tasas más elevadas para la industria y la construcción, sobre el dos por ciento y una previsión de descenso del número de parados del 7,7 por ciento, según informa Ical.
Menor inversión

En lo que respecta a las previsiones, la Comunidad cerrará 2019, a falta de conocer los datos del cuarto trimestre, en un dos por ciento, que será un 0, 2 menos de lo estimado en septiembre, debido a la menor aportación de la inversión. Por su parte, el consumo privado, con un aumento del 2,4 por ciento, se quedaría cuatro décimas por debajo respecto a 2018, aumentando el gasto de las Administraciones Públicas un 1,5 por ciento y la inversión, un 2,7 por ciento.
«La revisión a la baja de dos décimas obedece a un menor ritmo de crecimiento vinculado a la incertidumbre exterior que no sólo afecta a Castilla y León», argumentó la analista de Unicaja Banco, que se mantienen a pesar de que parece que las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China se van relajando. Felisa Becerra indicó que hay señales de «estabilización en el crecimiento» pero que «habrá que ver si consolida en los próximos meses».
Segovia y Soria.

Por provincias, Segovia y Soria serán las que experimentarán una mayor tasa de crecimiento económico durante el año 2020, con un dos por ciento; mientras que Ávila y Valladolid, será del 1,9, por ciento; y Salamanca, también subirá por encima de la media regional, con un 1,8 por ciento. El resto de provincias estará por debajo de la estimación para el conjunto de Castilla y León del 1,7 por ciento, en 2020.