El PSOE desconfía del nuevo plan industrial y pide hechos

M.E
-

La portavoz municipal denuncia que Ávila «lleva años abandonada a su suerte en materia industrial», pide al alcalde que también sea reivindicativo con la Junta y dice que problemas como el del ferrocarril o el peaje "no son de ahora, son de siempre"

El PSOE desconfía del nuevo plan industrial y pide hechos


La portavoz del grupo municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Ávila, Yolanda Vázquez, aseguró este miércoles que el Plan Territorial de Fomento Industrial que la Junta prepara para Ávila «llega tarde», porque «la ciudad lleva años abandonada a su suerte en materia industrial por la Junta de Castilla y León», y en este marco lo importante «es que se recojan partidas económicas y se ejecuten» para que esta nueva estrategia «no se quede en papel mojado» como lo está haciendo, aseguró, el Plan Ávila 2020 ideado desde el Ayuntamiento y la Diputación Provincial, en el que «no se ha invertido nada» porque nació con la financiación «supeditada a la de la Junta». Así, se mostró escéptica ante esta nueva estrategia industrial. «Ojalá este enésimo anuncio sea el definitivo y suponga una inversión de dinero para políticas y estrategias industriales, pero no acabamos de fiarnos porque son muchísimos años de abandono», subrayó.
En este escenario, Vázquez afeó al consejero de Empleo e Industria, el abulense Germán Barrios, sus críticas al Gobierno en la reciente visita a la ciudad cuando «él está representando a una institución que no desarrolla ni cumple sus competencias en materia de industria y empleo». Barrios «parece nuevo, pero fue un alto cargo con el PP y responsable del Servicio Público de Empleo de Castilla y León  y no nos lució mucho el pelo a los abulenses en esa etapa»», reprochó la portavoz socialista.
Las críticas también alcanzaron al alcalde de la ciudad, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, quien recientemente ha llamado a la movilización de los abulenses por los problemas con las infraestructuras. En este punto, Yolanda Vázquez le pidió que también fuera reivindicativo con la Junta de Castilla y León porque «hay que reclamar las cosas, pero hay que hacerlo siempre, con independencia de quien gobierne». Así, le reprochó que durante su etapa en el PP, donde llegó a ser presidente de la Diputación, «nunca le oímos llamar a las movilizaciones y tampoco fue reivindicativo con la Junta», señaló. 
Además, la socialista argumentó además con los problemas con las comunicaciones, como el del ferrocarril o el peaje, «no son de ahora ni han llegado con el PSOE ni con el Gobierno de coalición, y yo diría que hasta son consecuencia de las políticas del PP», al recordar la decisión del trazado del AVE por Segovia y la ampliación la concesión de las autopistas. «Son problemas de siempre y nunca le oímos decir nada cuando el PP estaba en el Gobierno», incidió.