Polémica por el agua de la pista de hielo

Redacción
-

La edil socialista Eva Arias recuerda que hay problemas de agua y habla de contradicción del equipo de gobierno al evoca la suspensión de la competición hípica. Desde Por Ávila replican subrayando que el de la pista será un agua reutilizable

Polémica por el agua de la pista de hielo

La concejala socialista Eva Arias mostró este jueves su sorpresa por «la falta de rigor y la variabilidad en la toma de decisiones» por parte del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ávila. 
Concretamente, Eva Arias se refirió a la instalación de una pista de patinaje sobre hielo, prevista para las próximas fechas navideñas, en la Plaza del Mercado Grande. En un comunicado de prensa, Arias asegura que «los socialistas siempre hemos estado y estamos del lado de dinamizar la zona centro de Ávila, el comercio, la hostelería y la vida en la calle siempre, pero especialmente, durante las navidades. Por ello, entendemos que cualquier iniciativa de ocio, como las atracciones infantiles son positivas». 
«Sin embargo, –continúa exponiendo en su comunicado– nos parece contradictorio suspender una acción básica para la economía y el turismo de Ávila como la hípica, alegando el elevado gasto de agua y que ahora, cuando las reservas de agua son prácticamente las mismas, se apruebe la instalación de una pista de hielo que lleva aparejado un consumo muy elevado», afirma la edil del PSOE quien sostiene que «el hecho de utilizar agua no potable no fue una opción válida cuando la propuso el Grupo Socialista para salvaguardar la hípica, mientras que ahora es la solución que se aporta». 
Eva Arias recalca que «la escasez de agua es algo objetivo» y califica de «doble moral» la toma de decisiones del equipo de gobierno «que por un lado dice estar preocupado por las reservas de agua, y por otro, autoriza una actividad que supone un gasto considerable, y lo hace asumiendo una opción que no dio por válida hace tres meses».
Finalmente, concluye afirmando que «el equipo de gobierno está demostrando no tener un proyecto político riguroso».
RESPUESTA DE POR ÁVILA. A última hora de ayer, el equipo de gobierno municipal comunicaba en una nota de prensa que el agua inyectada desde camiones cisterna que se empleará en esta instalación –45 metros cúbicos de agua no potable– será reutilizada «ya que no contiene productos químicos». La pista, de 15x30 metros, está previsto que abra sus puertas el 29 o 30 de noviembre y permanezca hasta el final de navidades.
Desde el el equipo de gobierno municipal recuerdan que «la propuesta de la pista de hielo, que fue aprobada en Junta de Gobierno, se servirá para su instalación del agua que le suministrarán los camiones cisterna del servicio de limpieza y/o jardines, un agua no potable que procede de los puntos de recarga habituales de estos camiones».
En este sentido, desde el Ayuntamiento se considera que la pista de hielo «se constituirá en un elemento atractivo para contribuir a la dinamización del casco histórico de la ciudad y que impulsará el comercio en una zona emblemática de la capital abulense».
Esta iniciativa, además, se completará con otros elementos que forman parte de una campaña de Navidad que el Consistorio está diseñando y para cuyo desarrollo se cuenta «con la colaboración de numerosas asociaciones, empresas y comercios de la ciudad».
La nota de prensa de los representantes de Por Ávila, formación gobernante,concluye pidiendo «rigor al grupo municipal socialista a la hora de lanzar falsas afirmaciones sobre iniciativas que se promueven con el objeto de dinamizar el ocio y, por lo tanto, la economía de la ciudad».