Autobuses seguros ante el COVID-19

Mayte Rodríguez
-

Avilabus ha recibido el certificado AENOR que lo avala como un servicio que garantiza medidas de seguridad ante el coronavirus tanto a pasajeros como a conductores

Autobuses seguros ante el COVID-19 - Foto: David Castro

El protocolo que incluye las medidas higiénico-sanitarias  y de otro tipo puestas en marcha por el Grupo Avanza -al que pertenece Avilabús, la empresa adjudicataria del transporte público colectivo en Ávila- para garantizar la seguridad en sus autobuses acaba de recibir un certificado AENOR que lo acredita como un servicio seguro ante el COVID-19.
Este certificado  «garantiza la seguridad de tanto de los viajeros como de los empleados de esta empresa, en la que trabajan 40 pesonas que están desempeñando una funciones muy importantes para garantizar la movilidad de todos los abulenses por la ciudad», ha destacado este viernes el alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, ante uno de los autobuses que ya luce el certificado de AENOR.
Entre las medidas puestas en marcha por Avilabus que han hecho a la empresa merecedora del certificado AENOR  destacan «varios protocolos de limpieza y desinfección de los vehículso, así como de seguridad dentro del autobús, tanto para viajeros como para personal», explica la gerente, Cristina Martín, que también ha destacado la instalación de «mamparas para proteger a los conductores», así como las   «limitaciones de ocupación» de los autobuses, en los que ya está autorizado que entre «el total de los viajeros sentados y la mitad de la ocupación de pie», aunque en este sentido Avilabus ha optado por un criterio «más restrictivo» en cuanto a los viajeros que van de pie, de manera que «en los autobuses grandes, los de 10 metros, la ocupación máxima es de 35 de viajeros», detalla Cristina Martín.
limitación de capacidad.No obstante, la gerente de Avilabús, reconoce que por el momento tampoco se necesita «mucho más» porque en la actualidad y debido a las consecuencias de la crisis sanitaria la ocupación de viajeros está «en un 30% de lo que sería habitual en estas fechas». En este sentido, el alcalde señala que «poco a poco son cada día más usuarios los que van utilizando el servicio» y para los que el certificado AENOR que lo acredita como un servicio seguro ante el COVID-19 supone una «garantía».
 

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN LA EDICIÓN IMPRESA DE DIARIO DE ÁVILA