UCCL convoca una manifestación en protesta por los lobos en Ávila

diariodeavila.es
-

Tanto UCCL como La Alianza UPA-COAG no consideran que el compromiso de abatir dos lobos tomado por el consejero de Fomento y Medio Ambiente sea una solución al problema

UCCL convoca una manifestación en protesta por los lobos en Ávila

La organización agraria UCCL ha decidido llevar a cabo medidas más concretas y, tras la asamblea celebrada este jueves en El Barraco a la que asistieron 80 ganaderos, acordó realizar una manifestación en Ávila el próximo día 5 de febrero para exigir medidas al gobierno regional «por los elevados daños causados por el lobo, considerándose que el lobo no es compatible con la ganadería extensiva abulense».
A pesar de las últimas declaraciones del consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez–Quiñones, en las que se ordenaba abatir dos lobos en Ávila y anunciaba un nuevo seguro, el presidente de UCCL Ávila, Jesús Muñoz, asegura que «lo primero que hay que hacer es cumplir, se lleva mucho tiempo diciendo que van a pagar antes pero no lo hacen».
Por eso, para ellos el objetivo es dejar claro que «la convivencia es imposible, se tienen que hacer reservas o tomar otras medidas pero el lobo no puede estar donde hay ganadería extensiva». Para que su postura sea más visible se ha organizado la concentración frente a la Delegación de la Junta, el viernes a las 12,00 horas, una protesta a la que se convoca a los ganaderos.
Tampoco está a favor de las medidas anunciadas por el consejero La Alianza UPA-COAG que considera «una tomadura de pelo hacia los ganaderos proponer como solución a los problemas del lobo en la provincia abatir dos ejemplares». Creen que es «una broma de mal gusto por parte del Gobierno regional trasladar a la opinión pública que acabar con dos ‘cabecillas’ o ‘líderes’ de la gran cantidad de lobos que hay por toda la provincia vaya a ser un acto ejemplarizante para que el resto de cánidos dejen de matar reses a partir de ese mismo momento».
Es por ello que reclaman «más seriedad y responsabilidad al Gobierno regional» y la organización asegura que no se fía «de la buena voluntad de la Administración regional, puesto que más allá de promesas y de declaraciones los ganaderos viven de hechos y realidades, y hasta el momento esto ha brillado por su ausencia», asegura la organización en un comunicado.

Por su parte, Asaja «valora positivamente la reunión con el consejero de Medio Ambiente pero estará vigilante para que se cumpla lo anunciado en control de lobo».
Lo primero que destacan es «la disposición del consejero a solucionar el problema», algo que en su opinión «no había en el equipo anterior de dicha Consejería». Es por ello que se considera positivo «que la Junta de Castilla y León por fin tome conciencia de la gravedad de una situación que viene produciéndose desde hace muchos meses y espera que por fin la Administración se posiciones del lado del ganadero, abandonando la postura mantenida hasta hace unas semanas de defender el lobo pese a las enormes pérdidas económicas y ansiedad que está generando en zonas como la Sierra de Gredos, alrededores de la capital abulense o el Alto Alberche».
Aún así, la organización agraria advierte que estará «muy atenta» a que se cumpla el compromiso de abatir a dos lobos en Ávila (y otros dos en Salamanca) «para intentar acabar con los reiterados ataques de lobo a la ganadería extensiva».
 

Lea la noticia ampliada en la edición impresa