El viaje anual por la 'España Vacía' arranca en Ávila

M.E
-

Bonilla de la Sierra y Mombeltrán dan imagen a los meses de enero y febrero de un calendario que, editado por el Grupo Driver Center, busca dar visibilidad y fomentar la visita de pueblos recónditos con un encanto especial

El viaje anual por la 'España Vacía' arranca en Ávila

De Bonilla de la Sierra se dice que es «un pueblo medieval ubicado en la provincia de Ávila, elegido como uno de los pueblos más bonitos de España y declarado Conjunto Histórico Artístico en 1983». Y que «tras ser donado por la corona al obispo abulense Domingo Blasco, en el siglo XIII, se convirtió en señorío del Episcopado abulense en 1.224 y en residencia veraniega del mismo hasta el siglo XVIII». De Mombeltrán se destaca su situación como «eje del Valle del Tiétar y centro del ‘Barranco de las Cinco Villas’, desde donde se puede admirar unos de los paisajes más impresionantes de la vertiente sur de la Sierra de Gredos». Y que «la hospitalidad de sus gentes, su entorno natural, sus monumentos y su gastronomía hacen de ella una villa única». Estas palabras son parte de las reseñas que el primer calendario de la España Vacía, editado por el Grupo Driver Center, ha dedicado a Bonilla de la Sierra y Mombeltrán. Son los dos municipios de la provincia abulense que forman parte de una iniciativa que busca promocionar la belleza y el turismo en «pueblos recónditos» de interior a los que se puede llegar en coche y que bien merecen una visita, en cuanto pueda materializarse, claro.
De hecho, Bonilla y Mombeltrán son el punto de partida de este singular viaje anual, al ocupar las hojas de los meses de enero y febrero, respectivamente, del original almanaque. Alarcón, Belvís de Monroy, Agüero, Iglesuela del Cid, Berlanga del Duero, Zorita de los Canes, Bagergue, Uclés, Villardeciervos y Almonacid son los otros protagonistas de la llamada España vaciada, la directamente afectada por la despoblación, que prestan su imagen y ponen el alma de un calendario que también incluye las rutas en coche (que por algo el promotor está especializado en servicios para neumáticos) para que nadie se pierda estos «rincones maravillosos de España». Son, apuntan, «pueblos con un encanto especial, lejos de cualquier parte, pero con mucho que vivir en ellos», enclaves en los que se anima a disfrutar de sus historias, sus fiestas y su gente, entre otros atractivos como su entorno natural, su tranquilidad o su patrimonio. 
 



Las más vistas