Algo pasa con Ivan

Diego Izco
-

Rakitic ha pasado de ser uno de los fijos de Valverde a sentirse ninguneado: "Me han quitado el balón"

Algo pasa con Ivan

Empezando por el final, puede que no pase absolutamente nada extraño. Que solo ‘pase’ Frenkie de Jong. Que Valverde tenga una idea de juego en la que solo cabía uno y las prestaciones del holandés le superan. Que el Barça no es una ONG y nadie juega por los méritos del pasado, pues los partidos no son premios a los servicios prestados. Que haya bajado su interés o rendimiento, que tenga la cabeza en Italia (cada mes hay rumores:el Inter, el Milan, esta semana la Juventus...) o que no entrene como debe. Que el ‘míster’, quien toma las decisiones, lo vea desmotivado. Pueden pasar 1.000 cosas distintas con Ivan Rakitic (a veces, las más lógicas -la competencia de De Jong- son las más plausibles), pilar fundamental durante cinco largas temporadas, hombre ‘invisible’ esta 19/20. 
El croata (Mohlin -Suiza... Sí, sus padres habían huido del conflicto de los Balcanes-, 10 de marzo de 1988) tiene todavía contrato hasta junio de 2021, se encuentra en el nada desdeñable tercer peldaño salarial de la plantilla, el de los ocho millones por temporada, y goza del favor de un público que se vuelca en estruendosas ovaciones cada vez que comparece. 
Sin embargo, la ausencia de minutos y de protagonismo le ha apagado la sonrisa: «Entiendo y respeto las decisiones del entrenador o de un club (...) Quiero seguir disfrutando. Tengo 31 años, no 38, y me siento en mi mejor momento (...) ¿Cómo se siente mi hija cuando le quitan un juguete? Triste. Yo me siento igual. Me han quitado la pelota:me siento triste», dijo en Universo Valdano, en un ataque de sinceridad que merece un estudio detenido. 

El pasado

Rakitic firma por el Barça el 1 de julio de 2014 (previo pago de 18 millones de euros al Sevilla). El croata encaja perfectamente en la idea de Luis Enrique, que le otorga un protagonismo crucial en la campaña del ‘triplete’. En esa 14/15 es titular en 23 de los 34 partidos de Liga y en los 11 de 13 de la Copa de Europa que el Barça termina levantando en Londres (juega una media de 63 minutos por partido). 
Su participación aumenta en la 15/16:30 titularidades (de 37 convocatorias) en Liga y 9 de 10 en Champions, con una media de 70 minutos por encuentro;y se mantiene estable en la 16/17, en la que sale en el once inicial en 26 de 36 partidos de Liga y en ocho de los nueve de Champions (solo se pierde uno por sanción), acumulando 67 minutos de media. 

Llega Valverde

La llegada de Ernesto Valverde por Luis Enrique aumenta el protagonismo de Rakitic en el mediocampo azulgrana. A pesar de la llegada de Coutinho o Paulinho, en la 17/18 el balcánico es el cuarto jugador más utilizado por el ‘Txingurri’ solo por detrás de Messi, Luis Suárez y Ter Stegen. Ese curso alcanza una media de 78 minutos por encuentro:fue titular en 31 de los 36 partidos de Liga en los que fue convocado, y en ocho de 10 en Europa. 
Un año después, a pesar de que el Barça realiza dos fichajes importantes para la medular (Arthur y Arturo Vidal), Ivan Rakitic alcanza su mayor cuota de participación como azulgrana. En la 18/19, el cuatro es titular en 29 de los 34 partidos ligueros y en los 12 partidos de Champions, promediando 81 minutos por encuentro. Sumando todos los minutos de todos los jugadores en la ‘era Valverde’, Rakitic es el centrocampista más utilizado y el tercer jugador de campo (sin contar a Ter Stegen) tras Piqué y Luis Suárez. 

El presente

El hecho de sentirse pieza importante (el cúmulo de minutos, la confianza del técnico o incluso esos rumores de este verano según los cuales el mismo  Messi frenó un posible traspaso de Rakitic al Inter) no cuadra con los números de esta 19/20: el croata no ha participado en cinco de los 13 partidos de Liga, jugando apenas 197 minutos (25 de media por choque) y solo fue titular un día (el del 2-0 en Granada)... siendo sustituido en el 62. En Champions, aún menos: solo tres participaciones (las tres como suplente) y un total de 58 minutos, 19 de media. Normal que el mundo del fútbol sospeche, en efecto, que algo pasa