La Semana Santa empuja fuertemente el turismo rural en Ávila

I.Camarero Jiménez
-

Una visión más realista la ofrece el acumulado hasta abril cuando crecieron las estancias un 5% y los visitantes un 7% según los datos publicados este viernes por el INE

El Instituto Nacional de Estadística hizo públicos este último viernes de mes los datos de turismo rural. Vaya por delante que dado que en 2019 fue la Semana Santa y en 2018 cayó entre marzo y abril no son especialmente realistas por lo que después los puntualizaremos con el acumulado de los cuatro primeros meses del año que es lo que tiene computado el INE.
Así en abril de 2019 nos visitaron un total de 11.722 viajeros que pernoctaron en 30.800 ocasiones y que dejan incrementos del 16 y del 46% respectivamente teniendo en cuenta que un año atrás los viajeros fueron 10.083 y sus estancias, 21.075.
Es por esa gran evolución, que tiene en la Semana Santa el motivo ,por lo que nos referimos al acumulado del año. En los cuatro primeros meses de 2019 los alojamientos de turismo rural de la provincia de Ávila recibieron a un total de 37.222 viajeros que pernoctaron en 80.713 ocasiones. Son 2.561 visitantes más que en el primer cuatrimestre del año anteriorior, cuando registraron 76.443 pernoctaciones. Con estos datos vemos que la evolución es evidentemente favorable, pero matiza y mucho los porcentajes del mes de abril.
Podemos concluir que los viajeros crecen casi un 7,4  por ciento y las pernoctaciones, un 5,6%.
Las buenas noticias no acaban ahí ya que son más los viajeros nacionales que hace un año y también sus pernoctaciones y lo mismo ocurre con los extranjeros, ya que en este periodo también han ido a más.
En números los viajeros nacionales pasan de 33.871 a 35.933 y los extranjeros de 790 a 1.289.
En cuanto a las pernoctaciones ocurre lo mismo, entre enero y abril las nacionales han sido 78.151 frente a las 74.854 del mismo periodo del año anterior y las extranjeras ocurre algo similar y crecen de 1.589 a 2.563.
Con estos datos sobre la demanta, pasamos a la oferta de turismo rural en Ávila, pero en este caso centrada en el último mes computado, el de abril. En ese mes la estancia media por la Semana Santa fue mayor que en 2018, 2,63 días frente a 2,09. Los establecimientos también han crecido en número y pasan de 727 a 734, ahora bien el número de plazas según el instituto van a menos, de 6.110 a 5.811. Y ahora nos centramos en la ocupación que es evidente que ha ido a más por esos días festivos de los que hablábamos. Por plazas es del 17,6 frente al 11,4% de un año atrás y en fin de semnana crece del 30,3 al 42,9%. De las mejores noticias que podría traer esta estadística se centran en el empleo ya que ha pasado de 968 a 999 trabajadores.
compúto regional. Por su parte, las pernoctaciones en alojamientos de turismo rural subieron en Castilla y León un 22,2%el mes de abril en relación con el mismo periodo del pasado año, debido a la repercusión de la Semana Santa. En esta ocasión se han totalizado 173.987 pernoctaciones, mientras que los viajeros experimentaron también una subida del 6,68 por ciento, hasta los 74.798.
Ávila, con 30.800 pernoctaciones, se situó en el quinto lugar de un ranking que encabezó Málaga (57.841), por delante de Cáceres (43.573) y Gerona (40.817). Entre las quince primeras provincias también aparecen Burgos (24.833), en octavo lugar, justo por delante de Segovia (23.920) y de León (21.991). Salamanca (18.864) es decimotercera y Soria (18.329), decimocuarta.