Traslado mirando al cielo

B.M
-

La amenaza y presencia de lluvia tuvo su propio protagonismo en el camino con el patrón de Ávila hacia la Catedral 500 años después de que se encontraran sus restos

Traslado mirando al cielo

En el traslado de San Segundo desde su ermita a la Catedral se miró más que nunca al cielo. Y fue por la amenaza y presencia de lluvia que obligó a llevar preparado el correspondiente plástico por si era necesario cubrir la talla del patrón de Ávila.
Con anterioridad se había realizado la celebración religiosa en la ermita donde se recordaba la presencia de los cofrades y la devoción hacia al Santo. Una vez finalizada, y con el correspondiente estandarte abriendo la comitiva, llegaba el momento del traslado en sí, con ocho anderos llevando la imagen que fue recibida por un grupo de fieles a sus salida y con la música, comenzando por el Himno de España, del grupo de dulzaina y tamboril Filigranas. Con ello se comenzaba un recorrido hacia la Catedral en un año muy especial puesto que se celebran los 500 años de la aparición de los restos de San Segundo.
Así lo recordaba el presidente de la Cofradía de San Segundo, Juan Pedro Pedrero Gómez, que señalaba que para este quinto centenario se están programando diferentes actividades entre las que se espera organizar «visitas a ciertas parroquias con la reliquia en la capital y, si se puede, en algún punto de la provincia. También algún hermanamiento con algún pueblo que parece ser que también tiene devoción por San Segundo», además de coloquios y charlas.
Este es el trabajo que nace de un grupo con unos 190 cofrades y donde se destaca que cada vez se viven las fiestas  con «más intensidad» y con el acompañamiento de «más personas», lo que se espera volver a ver durante la jornada de este jueves.
Y es que hoy llega la fiesta principal de San Segundo con la misa mayor en la catedral y la procesión con el acompañamiento de Filigranas, el grupo folclórico Urdimbre y la Banda de Música Ciudad de Ávila, que amenizarán en recorrido de vuelta a la ermita antes de abrir una tarde de diversión y el cierre con los fuegos artificiales.