Aguas Minerales de Ávila reflotará la envasadora de Fontedos

P.R.
-

Un empresario portugués ha adquirido las propiedades de esta empresa en concurso de acreedores y pondrá en marcha esta actividad con la creación de entre 45 y 50 puestos de trabajo

Aguas Minerales de Ávila reflotará la envasadora de Fontedos - Foto: David Castro

Un empresario portugués propietario de cuatro plantas de embotellamiento de agua mineral en Portugal ha adquirido los activos de la empresa embotelladora de agua Fontedoso, situada en el término municipal de El Oso. Esta empresa (en realidad eran dos Fontedoso y Aguas Fontedoso) se encontraba en concurso de acreedores y con un pasivo de 13 millones de euros. El empresario portugués ha adquirido los activos de esta empresa para explotar el agua mineral, procedente de un importante acuífero
El proyecto desarrollado por este empresario portugués tiene previsto crear entre 45 y 50 puestos de trabajo, personal técnico superior, de grado medio especialistas de FP y trabajadores de la línea de envasado. En total serán tres las líneas de trabajo que se instalarán para dar salida a la producción total prevista que se aproxima a los 400.000 millones de litros al mes. La empresa está autorizada para una explotación de unos 600.000 millones de  litros al mes, según señaló a este periódico el director general de Aguas Minerales de Ávila S.A., José Luis de la Vega, que también se encargó de poner en marcha esta planta con la empresa Fontedoso, aunque después abandonó la actividad de la misma antes de que surgieran los problemas que provocaron que esta empresa entrara en concurso de acreedores.
Serán tres las líneas de producción que se van a poner en marcha en esta empresa. Una de ellas estará dedicada a botellas de litro y medio. Está previsto una producción de unos 15.000 envases a la hora. La segunda de las líneas se dedica al envasado en botellas  medio y de un tercio de litro, unas diez mil a la hora. La tercera se dedicará al envasado de botellas de 5 y 6 litros, unos 5.000 envases a la hora.
Serán tres los turnos en los que se dividirá la actividad de esta planta de embotellado y que darán empleo entre 45 y 50 personas. Una contratación que beneficiará no solo al municipio donde se encuentra ubicada esta planta de embotellamiento, El Oso, sino también a los municipios de la comarca, incluso a la capital, pues es poca la distancia y el tiempo entre Ávila y este municipio morañego.
En el momento actual son seis las personas que contratadas en la empresa y son los que están poniendo en marcha todo el proyecto. Preven que la planta pueda empezar a embotellar el agua en el mes de enero del próximo año, aunque esta premisa del tiempo será marcada por los proveedores de las nuevas máquinas que tienen que llegar hasta la planta, como reconoció su director general. Pero el objetivo de la empresa es empezar la actividad  en el mes de enero del próximo año. 
También aprovecharán la maquinaria existente, que en este momento la están arreglando para poder ponerla en marcha. El estado de los equipos era de bastante abandono después de permanecer la fábrica durante cuatro años y medio                         cerrada.