Un dolor que nos lleva de cabeza

M.M.G.
-

Hoy se celebra el Día Mundial de la Cefalea, una patología que ha sufrido en algún momento un 90% de la población.

Un dolor que nos lleva de cabeza

Cada 19 de abril se conmemora el Día Nacional de la Cefalea, un término utilizado para denominar cualquier tipo de dolor localizado en la región craneal, parte alta de la región cervical o nuca y mitad superior de la cara.  Un malestar que conoce mucha gente ya que dolor de cabeza es la forma más frecuente de expresión del dolor en el ser humano.
Según datos de la Sociedad Española de Neurología (SEN), más de un 90 por ciento de la población ha sufrido en alguna ocasión algún episodio de cefalea; un 50 por ciento de la misma ha padecido cefalea en el último año, al menos una vez; y hasta un 46 por ciento de la población presenta algún tipo de cefalea activa.
«Cuando el dolor de cabeza es un síntoma de otra enfermedad se denomina cefalea secundaria. Por el contrario, en la cefalea primaria el dolor es el único o principal síntoma.  Las cefaleas primarias son las más frecuentes en la población general y, dentro de éstas, la migraña, la cefalea tipo tensión y la cefalea en racimos son las más comunes. Otros tipos de cefalea primaria, como la cefalea por compresión externa, por estímulos fríos, por abuso de medicación, de la tos, por ejercicio físico, asociada a la actividad sexual, etc. también son bastante habituales», explica la doctora Sonia Santos, coordinadora del Grupo de Estudio de Cefaleas de la SEN.
Teniendo esto en cuenta, se puede asegurar que las cefaleas primarias suponen el 90 por ciento del total. Aspectos como el tipo de dolor (eléctrico, opresivo, pulsátil, explosivo…), su localización (unilateral, bilateral, periocular, cervical…) y otro tipo de síntomas asociados (como la presencia de aura, náuseas, vómitos, vértigo, lagrimeo..) caracterizan a cada tipo de cefalea.
Uno de los principales problemas es el elevado porcentaje de pacientes que no consultan por su dolor de cabeza y se automedican con fármacos de libre dispensación,  sin  el  consiguiente  control  médico. El tratamiento inadecuado de los ataques es uno de los principales factores de riesgo de cronificación del dolor, además de ser el causante de otro tipo de cefalea, la denominada cefalea por abuso de medicación.
Según datos de la SEN, en España, entre un 1 y un 2 por ciento de la población sufre cefalea por abuso de medicación. Pero, además, un 5 por ciento de la población sufre cefalea de forma crónica, es decir, experimenta dolor de cabeza más de 15 días al mes (aunque en muchos casos llega a ser diario) y de ellos, la mitad sufren migraña crónica.
La cefalea crónica diaria en España representa el 27 por ciento de las visitas sanitarias y un 6 por ciento de las visitas a la consulta de Neurología. La mayor parte son pacientes con migraña crónica, que suponen un 5 por ciento de las consultas totales en Neurología y entre el once y el 20 por ciento de las consultas por cefalea. Un 40 por ciento de los pacientes atendidos sufren cefalea por abuso de medicación.
Hay que tener en cuenta que las crisis de dolor, especialmente en la migraña, producen una importante limitación en la actividad del que las sufre obligando a reducirla en más del 50 por ciento de las ocasiones y precisando reposo en cama hasta entre el 20 y el 30 por ciento de los casos. La migraña también interfiere en las relaciones familiares y en el ocio, e incluso podrían determinar limitaciones en la educación o en el desarrollo profesional por su inicio precoz, muchas veces en la infancia o adolescencia.