Diez millones para energías alternativas en regadíos

SPC
-
Canal del Pisuerga. - Foto: Brágimo (Ical)

La Consejería de Agricultura y Ganadería firmará los convenios con las comunidades de regantes Canal de Pisuerga, Soto de Cerrato y Canal de La Maya

El Consejo de Gobierno autorizó hoy la firma del convenio entre la Consejería de Agricultura y Ganadería y tres comunidades de regantes para invertir 9.960.000 euros en modernización energética de los regadíos. De estas obras, que permitirán la reducción de 5.200 toneladas de emisiones contaminantes y el ahorro de 350.000 euros, se van a beneficiar 3.690 regantes que trabajan en una superficie de 11.122 hectáreas.

En concreto, según informó la consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz, Milagros Marcos, los convenios se van a formalizar con las comunidades de regantes del Canal de Pisuerga, Soto de Cerrato y Canal de La Maya lo que permitirá mejorar la modernización energética de sus regadíos introduciendo el uso de energías alternativas.

El convenio que se va a suscribir con la Comunidad de Regantes del Canal del Pisuerga (Burgos-Palencia) permitirá que 3.200 agricultores se beneficien de la inversión de 7.200.000 euros en esta zona. Esta partida se destinará a la puesta en marcha de sistemas innovadores y sostenibles de suministro energético para el riego, lo que reducirá en 3.900 toneladas anuales la emisión de dióxido de carbono en esta zona. Esta acción permitirá el ahorro de entre un 25 y un 30 por ciento del coste energético anual, que en esta comunidad de regantes puede llegar a suponer unos 275.000 euros anuales.

Con la Comunidad de Regantes de Soto de Cerrato, en Palencia, se destinan 960.000 euros para estas obras que van a mejorar la competitividad de las explotaciones de 120 regantes que trabajan en una superficie de 841 hectáreas en las que se reducirá la emisión de dióxido de carbono en 520 toneladas cada año. El ahorro estimado en esta zona puede ser de entre un 15 y un 25 por ciento del coste energético anual, lo que en esta comunidad de regantes puede suponer unos 13.000 euros al año.

En cuanto al convenio con la Comunidad de Regantes de La Maya, en Salamanca, se trata de una inversión de 1.800.000 euros en la realización de las obras de generación de energías alternativas en los regadíos modernizados de esta zona. Las 2.271 hectáreas modernizadas pertenecen a 370 regantes que verán cómo se reduce la emisión de dióxido de carbono de sus instalaciones de riego en 820 toneladas anuales, ahorrando entre un 25 y un 30 por ciento del coste energético anual, lo que en este caso podría suponer un ahorro de unos 67.000 euros anuales.

Los acuerdos incluyen la realización de los estudios de viabilidad, proyectos y obras necesarios para garantizar la introducción de este tipo de energías alternativas. El objetivo que persiguen estos convenios es reducir la dependencia de los suministros energéticos tradicionales, reduciendo el coste de este gasto, lo que permitirá mejorar la competitividad de las explotaciones agrícolas de estas zonas.

Con esta actuación se avanza en el compromiso de la Consejería de Agricultura y Ganadería, incluido en el Mapa de Infraestructuras Agrarias, de buscar soluciones que reduzcan los costes de la energía de los regadíos modernizados, que en algunos casos complican su competitividad ante el incremento de los costes de la energía eléctrica tradicional.

Según la Junta, en estos momentos, con las actuaciones en marcha, se alcanza el 54 por ciento del compromiso adquirido al inicio de legislatura por el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, de modernizar los regadíos en 40.000 hectáreas en este periodo de ejecución del Programa de Desarrollo Rural de Castilla y León.