Carlos García llama a la unión en el PP de Ávila

L.C.S
-
Carlos García llama a la unión en el PP de Ávila

El presidente provincial acepta la candidata elegida desde Madrid por delante de la «preferencia» del PP de Ávila, alegando que «esta es una formación jerararquizada en la que la última palabra la tiene la dirección nacional»

El presidente provincial del PP de Ávila, Carlos García, ha hecho un llamamiento a la unión en su partido alrededor de la figura de Sonsoles Sánchez-Reyes como candidata a la Alcaldía de Ávila, reconociendo que «nuestro presidente nacional tiene que tomar decisiones complicadas que hay veces que pueden ser difíciles de entender por los afiliados».
García ha asegurado que el PP de Ávila trabajará para que Sánchez-Reyes logre los mejores resultados en las próximas Elecciones Municipales, aunque ha reconocido que su formación en Ávila tenía  otra «preferencia» para ese puesto, refiriéndose a Jesús ManuelSánchez Cabrera, que al final fue sustituido por Sánchez-Reyes, por decisión de Pablo Casado.
El presidente del PP de Ávila comenta que para elegir al candidato de su partido a la Alcaldía de la capital «se pusieron varios nombres encima de la mesa. Es verdad que desde el PP de Ávila teníamos una preferencia, pero esta es una formación política que está jerarquizada y la última palabra la tiene la dirección nacional, que ha entendido que Sánchez-Reyes  sea la candidata y nosotros vamos a trabajar para que logre los mejores resultados».
Esta decisión de Casado no la aprecia García como una desautorización, ya que «entiendo que en un mismo partido todos tenemos los mismos objetivos y en este caso nuestro presidente nacional y nuestro presidente regional tienen que tomar decisiones complicadas y difíciles, y hay veces que los afiliados pueden entenderlas o no, pero nosotros dentro de unos meses también tendremos que tomar una decisión en municipios pequeños que son complejas y algunas veces son difíciles de explicar, pero todos debemos tener claro que nos debemos a unas siglas y todos somos del PP».
Carlos García, que asegura haber mantenido un contacto constante con Casado en los últimos días, recibió explicaciones por parte de presidente nacional de la decisión final, «motivos que, como siempre que se han tomado otras decisiones, he respetado. He hablado bastante con mi presidente porque siempre ha estado cercano y he visto que hay situaciones tensas no sólo en Ávila, sino en otras provincias, y lo que quiero dejar claro es el respeto a las decisiones de nuestro presidente».
El presidente del PP de Ávila asegura sobre la forma de actuar de la dirección nacional en este caso que «todas las cosas se pueden mejorar, pero no por el hecho de que se hagan bien o mal, sino porque tienen un punto de encuentro, Pablo Casado, al que le apoyamos en su día desde la provincia de Ávila, y que es nuestro presidente nacional y es el que tiene la última palabra, que debemos respetar porque tienen que defender los intereses de muchísimas personas».
En cuanto a las reacciones que ha detectado en el seno del partido tras la elección de Sánchez-Reyes, García apunta que «unos afiliados te pueden mostrar su cabreo y otros su alegría con la nueva candidata. Creo que en este aspecto el hecho de que el Partido Popular sea  grande hace que afloren muchos tipos de sentimientos y hay muchos que pueden estar de acuerdo, y otros que no», y ante la posibilidad de que esta situación pueda dividir al partido, García recuerda que «desde hace casi 20 años se viene hablando de partido dividido, pero el tiempo luego va dando cordura a las cosas, aunque, eso sí, hay que trabajar mucho, pisar mucho la calle para que toda la gente se sienta identificada, algo que ya hicimos hace año y medio en el partido provincial tras las primarias».
 Carlos García se refirió también al anuncio de Sánchez Cabrera de tomarse un tiempo para pensar cuál será su futuro en política, comentando que «Sánchez Cabrera es un gran amigo que está trabajando muy bien desde la Diputación y respetaré lo que decida como amigo mío que es», afirmando que «siempre he respetado cualquier opinión de dentro de nuestro partido, que se nutre de un gran capital humano que tiene diferentes modos de pensar y que a veces tiene pensamientos que no por el hecho de ser críticos no son constructivas para el partido».
El presidente provincial del PP concluye con una idea que pretende que cale en su partido que es que «tenemos una candidata, la del Partido Popular, que se llama Sonsoles Sánchez-Reyes y desde el Partido Popular de Ávila vamos a trabajar como siempre lo hemos hecho, independientemente de quien sea el candidato, para intentar sacar los mejores resultados en Ávila capital y en la provincia porque lo que realmente siempre ha interesado el PP de Ávila es el bienestar de los abulenses y trabajar por Ávila. Haremos una campaña como la hemos hecho siempre y la disposición de la dirección provincial con nuestra candidata es total».