El Lienzo Norte retomará su actividad congresual en julio

E.Carretero
-

El día 22, y durante tres jornadas, se celebrará el Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, cita prevista para esta semana que se aplazó y que inicialmente contaba con 250 asistentes

El Lienzo Norte retomará su actitividad congresual en julio - Foto: David Castro

Aunque los eventos de índole cultural no se retomarán en el Palacio de Exposiciones y Congresos Lienzo Norte hasta después del verano, cuando se celebrarán muchos de los espectáculos programados para esta primavera que tuvieron que ser aplazados a causa de la pandemia de coronavirus, la actividad congresual se reiniciará algo antes, concretamente el 22 de julio, cuando está previsto que dé comienzo el Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene que estaba programado para esta misma semana de junio pero que a raíz de la declaración del estado de alarma se aplazó un mes.
Tal y como apunta Gonzalo Súnico, gerente del Lienzo Norte, es probable que éste de la Sociedad Española de Medicina Preventiva sea uno de los primeros congresos que se celebran en nuestro país en época pos-covid y si bien es cierto que inicialmente los organizadores habían previsto que la asistencia al mismo fuera únicamente de modo presencial ahora también se contempla una modalidad on-line, ya que las distintas conferencias, mesas redondas y comunicaciones que se desarrollen durante este encuentro se emitirán también por Youtube a través de un canal privado al que solo tendrán accesos los inscritos.
Y aunque en un primer momento los organizadores calcularon que al encuentro anual de la Sociedad Española de Medicina Preventiva asistirían en torno a 250 profesionales llegados de todo el territorio nacional, es muy probable que ahora la cifra disminuya algo teniendo en cuenta que la actividad se va a desarrollar también por internet, algo por lo que quizás finalmente opten algunos congresistas, como reconoce Súnico que en cualquier caso no oculta su satisfacción por el hecho de que el Lienzo Norte empiece a retomar la actividad congresual.
Además de lo positivo que para este espacio y para la propia ciudad resulta que poco a poco la actividad de congresos se vuelva a retomar, el Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, que por primera vez recala en Ávila, también resulta de gran interés por la temática que durante estos tres días se abordará en el mismo. Así, el congreso se desarrollará en torno a nueve bloques temáticos de gran actualidad como son vigilancia, prevención y control de IRAS, seguridad del paciente, medicina preventiva y del estilo del vida, desinfección, bioseguridad ambiental, vacunas en pacientes inmunodeprimidos y del viajero, proyectos estratégicos en calidad y seguridad del paciente, antisepsia en el hospital y el perfil del preventivista para la gestión de los centros sanitarios.
Tal y como apunta Súnico, en que este importante congreso médico se celebre en Ávila tiene mucho que ver el doctor César A. de la Hoz González, del servicio de Medicina Preventiva del Hospital Nuestra Señora de Sonsoles de Ávila, que propuso nuestra ciudad como anfitriona de esta cita a la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene. «Estamos encantados de poder volver a la actividad congresual», reconoce Súnico que apunta, además, que el Palacio de Congresos y Exposiciones de Ávila está perfectamente preparado para acoger este tipo de eventos. «Contamos con espacios muy amplios y, además, al ser en verano, se utilizarán las zonas exteriores para temas de catering y similar», comienza a explicar el gerente del Lienzo Norte las medidas con las que cuenta este espacio que además se va a adherir al protocolo de la Asociación Nacional de Palacios de Congresos y, por supuesto, cumplirá todas las medidas que en materia de seguridad y protección frente al contagio establezca la Junta de Castilla y León de cara al fin del estado de alarma. Además, Súnico recuerda que antes de declararse la pandemia el Lienzo Norte ya contaba con medidas de higiene, tales como la desinfección de superficies o la renovación de aire de los conductos de ventilación que ahora, lógicamente y con más motivo aún, se seguirán llevando a cabo.