La economía se desacelerará este año hasta el 2,2 por ciento

SPC
-

Un estudio de BBVA pronostica que el avance del PIB regional retrocederá este año hasta el 2,2%, mientras que en 2020 bajará otras dos décimas

Imagen de una terminal de mercancías de la Comunidad - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

La tendencia negativa de las exportaciones de Castilla y León arrastrará al crecimiento económico hacia una desecaleración durante el presente curso, perdiendo tres décimas respecto al año anterior. De esta forma, elPIB autonómico acusará este año una frenazo y avanzará un 2,2 por ciento, mientras que en 2020 bajará hasta el 2%, por debajo del 2,5 por ciento de cierre de 2018, según los datos difundidos ayer en el Observatorio de BBVA Research del segundo trimestre de 2019. El informe, recogido por Ical, evidencia que Castilla y León se comportará de manera similar al conjunto nacional, donde también se prevé un crecimiento este año del 2,2 por ciento, mientras que para 2020, se rebajaría hasta el 1,9 por ciento, ambos porcentajes inferiores al 2,6 por ciento de 2018.
El documento recalca que en materia de exportaciones los datos siguen siendo negativos en Castilla y León, una Comunidad para la que la recuperación del componente externo de la demanda «es clave», y cuya tendencia a la baja será una de las claves que explican la desaceleración de la economía.
Las autonomías que liderarán el crecimiento este año serán Madrid (2,8 por ciento); Navarra (2,6 por ciento); y Castilla-La Mancha (2,5 por ciento); mientras que a la cola se situarán Asturias (1,7 por ciento) y Murcia (1,9 por ciento).
Dudas políticas

A nivel interno, BBVA Research destaca que las dudas sobre política económica, dada la elevada fragmentación de los parlamentos, constituyen uno de los principales riesgos del escenario actual. Además, la entidad prevé que, superado el impulso sobre el gasto de las familias ocasionado por la revisión del salario mínimo interprofesional y las pensiones, el consumo privado prosiga su desaceleración los próximos dos años. Si se mantiene la tendencia en el segundo semestre, aseguran que se podría llevar a cabo «un sesgo al alza» en las previsiones de 2019, teniendo en cuenta, además, el dinamismo del gasto público. 
Con respecto al mercado laboral, en un contexto de elevada tasa de paro en buena parte del territorio, la información disponible apunta a que se podrían estar produciendo desajustes en el mercado laboral: en las comunidades con menor tasa de paro se observan ya presiones de incrementos salariales en el mercado laboral. En el escenario global, el mayor riesgo son las sucesivas revisiones a la baja en la senda de crecimiento de Europa y la tensión comercial entre China y Estados Unidos, que progresivamente se extiende a más productos y países.


Las más vistas