La Junta plantea retrasar a diciembre de 2020 las 35 horas

SPC
-

El Gobierno regional traslada a los sindicatos su intención de desvincularse del documento firmado en mayo y suscribir uno nuevo que fija la aplicación de la jornada reducida para dentro de 14 meses

Carlos Fernández Carriedo y Ángel Ibáñez (c), durante la reunión mantenida ayer con los representantes sindicales. - Foto: Ical

Vuelta a la casilla de salida. La esperada reunión celebrada ayer entre la Junta y los sindicatos para la aplicación de la jornada de 35 horas a los empleados públicos de la Comunidad terminó sin acuerdo y con el calendario de movilizaciones sindicales, huelga general incluida, intacto después de que elGobierno regional plantease a los representantes de los trabajadores instaurar la jornada reducida en diciembre de 2020. El encuentro, al que el presidente de la Junta de Castilla y León,Alfonso FernándezMañueco —ausente en la reunión—, prometió hace diez días llevar una propuesta del cómo y el cuándo aplicar la reducción de jornada, derivó en una ruptura con el acuerdo firmado en mayo entre elGobierno Herrera y los sindicatos, y la intención de la Junta de elaborar un nuevo documento. 
Ante esta oferta, las centrales sindicales manifestaron que se sienten «defraudados» por el Ejecutivo autonómico y reconocieron que mantienen el calendario de movilizaciones, con un paro de 2,5 horas este viernes, 25 de octubre, y la huelga general prevista para el 6 de noviembre, cuatro días antes de las Elecciones Generales. Los dirigentes sindicatos de UGT, CCOO y CSIF, Tomás Pérez, Ana Rosa Arribas y Raquel Fernández, informaron a la salida del encuentro con los consejeros de la Presidencia, Ángel Ibáñez, y de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, sobre esta reunión, a la que admitieron acudían con esperanzas de que la Junta pusiera sobre la mesa su plan para recuperar la jornada de 35 horas.
En ese sentido, los representantes de los sindicatos explicaron que la oferta de la Junta pasa por dejar sin efecto el acuerdo firmado con el anterior gobierno del PP, cinco días antes de las elecciones autonómicas; mantener las 37,5 horas hasta mayo de 2020; aplicar durante el verano el horario reducido como se ha hecho los últimos años; volver a las 37,5 horas en octubre y noviembre, y ya aplicar la nueva jornada laboral a los funcionarios autonómicos en diciembre de 2020. «Es como si este año no hubiera existido», admiten fuentes sindicales.
Además, explicaron que la primera parte de la reunión sólo supuso que la Junta reiterase los argumentos de costes, calidad de los servicios y otras cuestiones que ha repetido en las últimas semanas, hasta que exigieron a los consejeros que cumplieran con la palabra dada por el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, de hacer una propuesta, según agencias.
Tras un receso, Ibáñez y Fernández Carriedo les trasladaron que la respuesta del Ejecutivo es «renegociar» y firmar un nuevo acuerdo para la implantación de las 35 horas a partir del 1 de diciembre del próximo año, algo que Pérez Urueña consideró que es «tomarles el pelo» este ejercicio y el siguiente, por lo que afirmó que de la UGT no aceptará esta cuestión «bajo ningún concepto». Por el contrario, reclamó a la Junta que haga una propuesta «real», «de verdad», después de una hora dando vueltas a «lo mismo». 
Por su parte, la responsable de Sanidad y coordinadora de Sector Autonómico de CCOO, Ana Rosa Arribas, quien recordó que acudían al encuentro con el compromiso de Fernández Mañueco de llevar una propuesta sobre el cumplimiento del acuerdo, cuándo y cómo, pero volvieron a repetir argumentos. «No podemos aceptar porque hay un acuerdo ya firmado y queremos que se cumpla», reiteró Arribas, quien añadió que ya les explicaron, «por responsabilidad» y como acto «de buena fe» cómo se puede hacer a la espera de una propuesta de la Junta. 
En la misma línea se expresó la responsable de Acción Sindical de CSIF, Raquel Fernández, quien señaló que lo que pide la Junta sería romper el acuerdo y uno nuevo que supondría retrasar la aplicación de las 35 horas 14 meses después, cuando se cumplen todos los requisitos para volver a este horario. «Cúmplalo», señaló Fernández, quien expresó el «rechazo total» a esta proposición de la Junta .