Rafa Álvarez, nuevo central del Real Ávila

A.S.G.
-

Canterano del Sevilla, el jugador de 23 años llega procedente del Águilas con la polivalencia -puede jugar de pivote defensivo- y el físico como sus principales virtudes

Rafa Álvarez, nuevo central del Real Ávila

El Real Ávila ya tiene nuevo central.Tras la llegada de Rubo, primer refuerzo para la temporada 2019-2020, llega ahora Rafael Álvarez. El primero para la delantera, el segundo para la defensa. Y viene con la vitola de titular. Porque el equipo encarnado se ha hecho con los servicios de uno de los mejores y más pretendidos centrales de la categoría. Porque el nuevo jugador del Real Ávila tenías no pocas ‘novias’ en este mercado veraniego. Así se reconoce desde el club encarnado, que le llevaba siguiendo de manera «directa» desde hace tiempo y finalmente se han lanzado a por un jugador que, aunque central, puede desenvolverse también como pivote defensivo. Y es esa «polivalencia», como apuntan desde los despachos del Adolfo Suárez, lo que ha llevado al club encarnado a lanzarse de manera directa a por un central que, pese a sus 23 años, acumula casi 12.000 minutos en Tercera División en grupos como el de Andalucía, Castilla - La Mancha o Murcia, 140 partidos entre Tercera –donde ya jugaba como juvenil– y División de Honor y que ha hecho de su salida de balón pero sobre todo de su potencial aéreo (1,91 de altura) su carta de presentación.  
Procedente del Águilas, Rafa Álvarez llega con una amplia experiencia en Tercera peses a sus 23 años. Formado en la cantera del Sevilla –en el Real Ávila uno de los aspectos que más gustaban a la dirección deportiva era su formación en un filial de Primera por lo que ello conlleva en formación táctica, principalmente– fue campeón de liga en la temporada 2012-2013 y campeón de Liga y Copa del Rey en la 2013-14 con elDivisión de Honor Juvenil hispalense, debutando en Tercera con el Sevilla C. Tras su salida del Nervión, recaló en el Tenerife B (2015-2016), entrenando habitualmente con el primer equipo, con el que llegó a estar convocado. Pasó por el Gerena (2017-2018), el SanRoque Lepe (2018-2019) y el Manchego, desde donde recaló en el Águilas como refuerzo de invierno en enero.
Había marcado JonathanPrado en la hoja de ruta de los refuerzos la llegada de jugadores con físico y polivalencia y cubre ambos aspectos el jugador sevillano. «Lo hemos visto bastante, le hemos seguido y tiene una virtud, que puede jugar de central y pivote defensivo, algo que buscábamos en el central que llegase» señalan desde el club encarnado. Un refuerzo para una defensa en la que, en su parcela central ya cuenta con Llorián y Garretas, ambos renovados, y donde Oli se lo está pensando. La renovación encarnada la tiene encima de la mesa desde hace tiempo, pero el joven jugador sigue meditando su futuro. Tomará esta semana la decisión definitiva. En el club cuentan con él, pero el ex del Colegios Diocesanos deberá valorar si la llegada de Rafa Álvarez le complica aún más los minutos de juego que ya fueron excesivamente caros la temporada pasada, donde la pareja elegida fue la de Llorián y Garretas.  
«Queríamos un central físico, que dominara el juego aéreo, que se adaptara a jugar en diferentes posiciones y capaz de jugar en defensas adelantadas». Cumple Rafa Álvarez las premisas marcadas por JonathanPrado para la demarcación y llega «con la vitola de ser titular» se apunta con firmeza desde el club. «No es un jugador que traigamos para completar plantilla».