La Fiscalía investiga penalmente a 38 residencias de ancianos

Europa Press
-

La Comunidad de Madrid cuenta con 19 centros que serán investigados por el trato de los mayores durante la pandemia del coronavirus

La Fiscalía investiga penalmente a 38 residencias de ancianos - Foto: JUNTA DE ANDALUCÁA

La Fiscalía General del Estado ha informado este viernes de la existencia de un total de 38 diligencias de investigación penal abiertas respecto a la situación existente en residencias de ancianos a raíz de la pandemia por Covid-19, sin perjuicio de las investigaciones previas ya abiertas en diferentes juzgados de la geografía española. Cada diligencia corresponde a una residencia diferente y la mayoría, un total de 19, corresponde a Madrid.

Según los datos ofrecidos, a fecha de 15 de abril, la institución a cargo de Dolores Delgado constata abiertas en sus diferentes fiscalías territoriales las siguientes investigaciones: 19 en Madird y otras 7 en Cataluña, mientras que en Castilla y León se contabilizan 2, otras 2 en Murcia, 1 en Canarias, 5 en Castilla-La Mancha; 1 en Valencia y 1 más en Cantabria.

La información se ha dado a conocer en una breve nota distribuida hoy por el Ministerio Público, que no detalla incidencia por provincias (salvo en las comunidades uniprovinciales) ni delitos investigados.

 

Posibles delitos investigados

Fuentes fiscales consultadas por Europa Press señalan que, en las citadas 38 diligencias penales se investigan conductas que pueden encajar en tipos penales como el de homicidio imprudente, abandono o maltrato, si bien aún no puede concretarse porque generalmente se investigan hechos y luego se califican.

En cuanto a la información oficial, la nota añade que las fiscalías superiores de las comunidades autónomas también han realizado 124 informes de seguimiento en el ámbito civil, relativos a procedimientos de protección de derechos fundamentales.

La nota advierte que esta "no es una foto fija" pues los datos van variando porque la red de fiscales realiza un seguimiento de las personas residentes que precisan una especial atención, individual o colectivamente "en amparo de sus derechos".