Camareros con mascarilla y nada de mamparas

EFE
-

El Basque Culinary y Eurotoques elaboran un protocolo para la reapertura segura de restaurantes, con el fin de evitar al máximo elpeligro de contagio

Camareros con mascarilla y nada de mamparas - Foto: EVA PLEVIER

Mascarillas para camareros, menos mesas y más espaciadas, hidrogel alcohólico a discreción y nada de mamparas. Son algunas de las recomendaciones del protocolo COVID-19 para restaurantes publicadas, a modo orientativo y ante la falta de una normativa oficial, por el Basque Culinary Center (BCC)y Euro-Toques.
Presentadas ayer en internet, fueron elaboradas por expertos y reunidas en un documento que busca ser «referente» para ayudar a los hosteleros a preparar sus establecimientos a la vuelta a la nueva normalidad prevista por el Gobierno en varias fases y, sobre todo, evitar al máximo el riesgo de contagio tanto entre los clientes como entre el personal de la plantilla.
Destaca este protocolo que la mascarilla debe ser obligatoria en la sala y, en la cocina, siempre en el momento del emplatado y cuando se manipulen alimentos que se sirvan en crudo. Recortar el aforo para garantizar la distancia de seguridad entre personas y habilitar una zona, en horarios que no coincidan con el servicio, para el único uso de recepción e intercambio de mercancías, son otras de las medidas propuestas en ese decálogo.
Se insta, además, a reducir «al mínimo» los objetos, decorativos o de otro tipo, a menos que se garantice la desinfección de cada uno de ellos, así como la necesidad de ofrecer hidrogel alcohólico tanto a empleados como clientes.
El planteamiento es «extremar la limpieza en todo», incluido el menaje, por lo que no se propone la utilización de platos, cubiertos o vasos desechables, aunque «puede ser una solución», manifestó el director de la universidad gastronómica, Joxe Mari Aizega.
El play busca garantizar la seguridad de los locales, pero también «generar la confianza» en los clientes «para que sepan que se están haciendo las cosas bien», destacó por su parte Joan Roca, del tres estrellas Michelin El Celler de Can Roca (Gerona) y directivo de la asociación de cocineros Eurto-Toques.
Además, se incluyen en este documento otras pautas específicas para sala, barra, cocina, baños y vestuarios, aunque son conscientes de que cada establecimiento tendrá que adaptarlas a su perfil.