Brillante luz para el gran templo

LCS
-
Brillante luz para el gran templo - Foto: David Castro

La Catedral de Ávila estrenará en el mes de marzo su nueva iluminación, con la que el edificio se embellece y destaca sobre el panorama nocturno del resto del conjunto histórico de la capital

La Catedral resaltaba sobre el resto del casco histórico de Ávila al comenzar una noche en la que peleaba con la luna llena por ser la protagonista de las fotos que varios aficionados realizaban desde los Cuatro Postes. Embellecida por su nueva luz, el edificio destacaba sobre el resto, mejorando un aspecto que llevaba la vista hasta el punto más alto del centro de la ciudad, que ahora tiene un elemento más de atractivo. 
La nueva iluminación, posible merced a un convenio firmado entre el Ayuntamiento de Ávila y la Fundación Iberdrola, se espera que sea una realidad definitiva a partir del próximo mes de marzo, aunque ya han sido varios los días, ayer el último, en el que se han realizado algunas pruebas de cómo lucirá el principal templo de Ávila. A estas probaturas celebradas este martes  acudieron en directo a presenciarlas junto al alcalde de Ávila, José Luis Rivas; y el teniente de alcalde de Servicios a la Ciudad, Héctor Palencia;Fernando García Sánchez, presidente de la Fundación Iberdrola España; Ramón Castresana Sánchez, director de la Fundación Iberdrola España;Carmen Recio Muñoz, del área de Arte y Cultura de la Fundación Iberdrola España, junto a la arquitecta municipal, Cristina Sanchdrián.
Tal y como resalta Héctor Palencia, esta iniciativa «se enmarca dentro de un proyecto más ambicioso que abarca a los principales monumentos de la ciudad, que de esta manera gana un atractivo turístico más», y que es un ejemplo de «colaboración público-privada» que sirve para «mejorar el aspecto de la ciudad» con el fin de que sea un elemento más para «reactivar la actividad social, económico y turístico».
La iglesia de San Juan y su entorno, MosénRubí, el monasterio de la Encarnación, el monumento de los Cuatro Postes y sus alrededores, el arco de San Vicente y su entorno, el palacio de Los Verdugo, el palacio de Los Águila, el Mercado Grande, la plaza del Ejército, el arco del Alcázar, la estatua de la Palomilla, la iglesia de San Pedro y la de Santa María La Antigua son algunos de los monumentos que verán modificado su aspecto nocturno gracias a los cambios en la iluminación ornamental, y a los que seguirán otras calles y plazas «emblemáticas» de la ciudad, para continuar luego por las «grandes avenidas», confirmó Héctor Palencia.