370 nuevas hectáreas de viñedos para la DOP Cebreros

E.C.B
-
370 nuevas hectáreas de viñedos para la DOP Cebreros

La Denominación de Origen Protegida está formada por 12 bodegas y más de 300 viticultores, y cuenta con más de 400 hectáreas inscritas y ha crecido en hectáreas y terrenos gracias al Plan de Dinamización impulsado por la Consejería de Agricultura

El Plan de Dinamización de la Denominación de Origen Protegida Cebreros ha permitido la regularización de 370 hectáreas de viñedos desde su puesta en marcha por la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla yLeón, lo que supone un 400 por ciento más que lo que se venía haciendo en campañas anteriores a su implantación. Así lo confirmó este jueves en San Esteban del Valle el viceconsejero de Desarrollo Rural y director general de Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León (Itacyl), Jorge Llorente, que asistió a la Jornada Agrotecnológica de Viticultura Aplicada a la DOP Cebreros.
Llorente subrayó «importante esfuerzo» realizado por la Consejería y del Servicio Territorial, tanto de personal como de presencia en el terreno, haciendo posible que en las dos últimas campañas hayan tramitado más de 340 expedientes que vienen a suponer un incremento del 350 por ciento respecto a otros años, y que se traducen en esas 370 hectáreas más ya reguladas y susceptibles de entrar dentro de la Denominación de Origen Protegida. «Con ello se tendrán más recintos autorizados, pues ya son más de 1.000 los que hemos actualizado en estos planes específicos de dinamización y hay que seguir en ello», subrayó el viceconsejero, quien recordó que precisamente la mayor parcelación en esta DOP respecto a otras en las que los territorios son más llanos, supone «un handicap para los laboreos y las prácticas agronómicas, aunque tiene ventajas como la genética, las condiciones de altitud y la climatología que no tienen otras denominaciones de origen en las que las parcelas son más grandes», aseveró.
Y es que, como subrayó Jorge Llorente, «hay que sacar ventajas a lo que se tiene y en este caso aunque hay una mayor parcelación y hay que seguir incrementando el número de viñedos, sus variedades (garnacha y albillo) son muy demandadas por el mercado y los terrenos le aportan una personalidad al vino que le hace distinto de otros más comerciales».
Recordó el viceconsejero de Desarrollo Rural que en la última campaña, en la que la cosecha «ha sido normal», se ha producido «un repunte en el precio de venta de la uva para aquellas personas que están dentro de la Denominación de Origen», pues «casi se ha duplicado» y eso, a su juicio, «es una señal de que fue importante impulsar ese reconocimiento a los Vinos de Cebreros y de que caminamos en la creación de riqueza en el medio rural, para que la gente se anime a la recuperación y regularización de sus viñedos».