El PP pide al alcalde «máxima prudencia» ante los festejos

J.M.M.
-

Los ediles populares dicen que no comprenden que habiendo dicho que lo primero es la salud, «también diga que hay que atender las fiestas y eventos», en relación a los eventos que propone para las Medievales y La Santa

El PP pide al alcalde «máxima prudencia» ante los festejos

Ante el anuncio, en los últimos días, por parte del alcalde de Ávila, del mantenimiento de dos celebraciones tan señaladas en la ciudad como las Jornadas Medievales y las Fiestas de La Santa, a pesar de la recomendación del Gobierno autonómico, los concejales del PP en el Ayuntamiento han pedido al primer edil «la máxima prudencia y el asesoramiento más completo y constante de las autoridades sanitarias en lo relativo a estas circunstancias».
Recuerdan los ediles populares que la Junta de Castilla y León y la Federación Regional de Municipios y Provincias acordaron el pasado 19 de junio recomendar a los ayuntamientos la suspensión de todas las fiestas patronales y locales del año 2020, además de que se reservaron la potestad de prohibirlas en caso de que alguna corporación local se saltara esta recomendación y las programara.
Continúan los concejales del PP apuntando que «la Diputación de Ávila acordó por unanimidad el pasado día 22 respaldar a la Junta y suspender todas las fiestas patronales durante el verano, y la Diócesis anunció que se sumaba al acuerdo de la Comunidad Autónoma de suspender las fiestas patronales, eliminando también las tradicionales procesiones».
Por estas razones, los concejales populares no comprenden que «el alcalde, habiendo dicho que lo primero es la salud, también diga que hay que atender a las fiestas y eventos para ‘reactivar económicamente’ el municipio». Sin embargo, «desde nuestro grupo municipal queremos insistir, en primer lugar, en que lo primordial es preservar la salud, ya que la economía también depende de ella. Un rebrote puede llevar a tener que volver a fases anteriores, como ha ocurrido recientemente en ciertas comarcas de Aragón, con el consiguiente quebranto de la salud y también de la economía de esos lugares». Y añaden que «nadie quiere arriesgarse a volver a escenarios del pasado, al aumento de casos y a la paralización total de la economía».
Asimismo, los ediles populares insisten «en la necesidad de reactivar la economía no solo tres días, en los que se pueda llevar a cabo, por parte del Ayuntamiento, un festejo o evento ‘adaptado en pequeño formato’, sino todo el año, con medidas por parte del Consistorio como ayudas directas y bonificaciones y exenciones tributarias».