Los hoteles no reabrirán si no hay movilidad interprovincial

Mayte Rodríguez
-

Aunque en la fase 1 pueden retomar su actividad, la mayoría de establecimientos hoteleros abulenses se prepara para hacerlo más adelante, cuando los viajes entre provincias estén autorizados

Los hoteles no reabrirán si no hay movilidad interprovincial

GALERÍA

Preparativos en los hoteles


Uno de los empleados del Hotel Cuatro Postes que estaba en ERTE desde que empezó el estado de alarma se ha incorporado al trabajo esta misma semana, sumándose a los pocos compañeros que ya habían vuelto a sus puestos en cocina, en recepción y en planta. La situación de este veterano establecimiento hotelero abulense es, sin embargo, excepcional. «Si estamos abiertos es porque desde el principio del confinamiento el BOE nos incluyó entre los hoteles de apertura obligada para dar alojamiento a los trabajadores de los servicios esenciales, pero lo cierto es que en estos dos meses solo hemos notado algo de actividad en las últimas dos semanas, cuando en otras provincias entraron en la fase 1», explica su directora, Piedad Sánchez.
Su apertura es, por tanto, parcial y se limita a «unas 30 habitaciones», además del servicio de restaurante, aunque también condicionado. «Al estar los establecimientos de hostelería cerrados, tenemos que dar comidas y cenas a los trabajadores que estén alojados aquí, aunque a partir del lunes ya veremos qué pasa con el restaurante porque los clientes ya tendrán más opciones con la reapertura de la hostelería», apunta.
Será precisamente este lunes cuando, si finalmente la provincia de Ávila en pleno pasa a la fase 1 de la desescalada, además de las terrazas de los bares podrán reabrir también los hoteles, los que a diferencia de Los Cuatro Postes llevan ya más de dos meses cerrados, aunque todos ellos han mantenido un mínimo de empledos activos, principalmente en tareas de mantenimiento, atención al cliente, limpieza y dirección. 
Este inminente cambio de fase, sin embargo, no ha levantado demasiadas expectativas en los principales hoteles de la capital abulense debido a que la movilidad entre provincias continuará restringida. «No tiene sentido abrir en esta fase, sería totalmente inviable porque seguirá sin haber demanda de habitaciones», afirma Raúl Francisco Domínguez, director del Hotel Valderrábanos, una postura en la que coincide la mayoría de los establecimientos consultados por esta Redacción.
«Mientras no haya movilidad interprovincial no vemos la necesidad de abrir las instalaciones del Parador de Ávila porque nuestros clientes vienen de Madrid, de Zaragoza, ..., de distintos puntos de España desde los que no pueden viajar hasta aquí de momento», abunda su director, Víctor Teodosio.
En Velada Hoteles comparten esta visión, de ahí que hayan decidido tratar de buscar los clientes entre los propios abulenses, tanto los de la ciudad como los de la provincia. «Vamos a lanzar una campaña para animar a la gente de aquí a alojarse en nuestro hotel planteándolo como una experiencia distinta y, por supuesto, a precios asequibles», nos adelanta su responsable, Oliva Jiménez. «Y como en esta fase no habrá comedor porque no se pueden usar las zonas comunes, llevaremos los desayunos a las habitaciones», detalla. En Velada Hoteles son conscientes de la dificultad del momento, pero esta campaña dirigida a los abulenses es «una forma de empezar a echar a andar después de tanto tiempo con el hotel cerrado».
También en el Parador de Ávila están preparando «promociones muy interesantes» con el objetivo de atraer clientes de cara a la apertura del establecimiento en «próximas fases», avanza su director.
Mientras llega el momento más oportuno de reabrir, los hoteles de Ávila están trabajando para implementar  medidas en sus instalaciones que impidan la transmisión del coronavirus. 

LEA EL REPORTAJE COMPLETO EN LA EDICIÓN IMPRESA DE DIARIO DE ÁVILA