Con las manos en la tecnología

B.M
-

Las fiestas de Santa Teresa incluyeron un taller de manualidades tecnológicas en el que los niños, acompañados de adultos, pudieron dar todos los pasos necesarios para crear un robot esquiador que tenía su propio motor

Con las manos en la tecnología - Foto: David Castro

Las fiestas de Santa Teresa han ofrecido en esta ocasión una actividad diferente, un taller de manualidades tecnológicas dedicado a los niños, en concreto a los que tenían entre 7 y 11 años, aunque hubo participación abierta puesto que no se llegaba a cubrir las plazas. Entre las curiosidades de esta cita se encontraba que la propuesta no era solo para los niños sino que también se pedía que por cada dos de los pequeños hubiera un adulto. Y así se pudo ver en el propio taller donde los niños se afanaron en su tarea, en este caso la creación de un robot esquiador, y lo hicieron bajo la atenta mirada de sus padres, que también ayudaron a los pequeños.
El taller se dirigía desde la academia Neotekna y dio la posibilidad a los participantes, que se dividieron en dos grupos, de crear su propio robot para después llevárselo a casa. Se hizo con todo detalle, con las risas de los niños, con explicaciones detalladas a cada uno de ellos y algún consejo como que «más vale maña que fuerza» a la hora de ensamblar las piezas.
Para la construcción del robot se contó con piezas impresas en 3D pero también otros elementos como palos de polo pequeños, un motor, bastoncillos, portapilas y sus pilas correspondientes, cinta de doble cara, loctite o celo, entre otros.
El primer paso fue montar los brazos, cuidando de no confundir el brazo derecho con el izquierdo, para pasar después al motor e ir complementando con el resto de elementos como los bastones de esquí, las pilas, la cabeza o las piernas hasta crear el perfecto esquiador que los niños se pudieran llevar a casa.
Esta actividad, que contó con la presencia de Sonsoles Prieto, teniente de alcalde de Empleo, Industria, Comercio y Turismo, pretendía estimular la creatividad de los niños utilizando material reciclado y fomentando este tipo de actividades para realizarlas en familia. Por ello, los mayores se pudieron llevar ideas y los pequeños disfrutar con algo hecho con sus propias manos.


Las más vistas