IU, Anticapitalistas y Tierra Comunera presentan su alianza

SPC
-
Representantes de las tres formaciones que han firmado la confluencia. - Foto: Europa Press

Sarrión llama a organizaciones y colectivos a elaborar el programa y hacer las listas por primarias abiertas

Izquierda Unida (IU), Partido Castellano-Tierra Comunera (PC-TC) y Anticapitalistas presentaron ayer su proyecto de confluencia para «llenar» el espacio a la izquierda del PSOE con propuestas programáticas para una transformación profunda y real de Castilla y León y con una candidatura única a las próximas elecciones autonómicas que será elegida en unas primarias abiertas a la ciudadanía, en la que no figura Podemos ni Equo.
El coordinador de IU y procurador en las Cortes, José Sarrión; el secretario de Organización de PC-TC, Luis Marcos, y el portavoz de Anticapitalistas en la Comunidad, Daniel García, afirmaron que es el inicio de un camino, que no hay un acuerdo cerrado -también se suma Alternativa Republicana-, y realizaron un llamamiento a colectivos, organizaciones y personas a título individual para que participen.
Sarrión detalló que les une la «pata programática», en lo que pretende ser una confluencia diversa, plural y participativa, y la metodológica para vertebrar una candidatura única autonómica ante las elecciones del 26 de mayo, con la que se rompan los límites de los partidos tradicionales y se elaboren unas listas de abajo a arriba a través de primarias y «no en los despachos».
La confluencia, aun sin nombre, se visualizará oficialmente el próximo 30 de marzo con un gran acto en Valladolid de sus participantes en el que cerrarán las líneas del programa electoral y las candidaturas a través de las primarias abiertas a las que José Sarrión ya confirmó que se presentará, después de que a primeros de este mes superó el mismo proceso en IU y fuera ratificado como su candidato a la Presidencia de la Junta.
En cuanto a las líneas del programa, se centrarán en la defensa del empleo estable, de los servicios públicos, del feminismo para la plena igualdad social, la defensa del medio rural con medidas para aumentar la población y la ecología y política verde frente al «modelo depredador».
Luis Marcos, que recordó que su partido tiene 30 años de historia, que tuvo un procurador en las Cortes y 115 concejales en la actualidad, calificó de «proyecto ilusionante y de futuro» la alianza con IU y Anticapitalistas -antes con Podemos- y aseguró que no se fían ni del PP ni del PSOE, a los que acusó de la «marginación» de la Comunidad en el ámbito nacional, ni tampoco de «nuevas políticas que se han visto antiguas», según informa Ical.
Respecto de que en sus estatutos se defina como partido centrado en la comunidades castellanas (Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Madrid y La Rioja), afirmó que su visión del Estado es plurinacional con una Castilla fuerte y global y con peso nacional en igualdad con otros territorios, si bien añadió que respetan la configuración autonómica actual.
«Empieza un proyecto muy interesante, una confluencia plural, diversa, sin competición y con participación para llenar la izquierda del PSOE», argumentó Daniel García, cuyas diferencias con Pablo Fernández le alejaron de Podemos ya que la dirección del Círculo de Valladolid dimitió en bloque.

Acuerdo con Podemos. La confluencia se mantiene abierta en espera de incorporaciones, aunque la de Podemos parece prácticamente descartada. Equo podría ser otra fuerza que se sume, aunque serán los militantes entre el 22 y el 28 de marzo quienes decidan si van a las urnas con Podemos o con IU.
Sarrión recordó que desde hace un año se conoce su propuesta de primarias abiertas y participativas y de conformar una alianza similar a la de hace cuatro años en las candidaturas municipales de Imagina Burgos o Ganemos Palencia y Salamanca. Se trata de «exportar el modelo municipalista al ámbito autonómico», aseveró.
Sarrión reiteró, ante las preguntas sobre la alianza con Podemos, que se encuentra «bloqueada» en este momento, que el proyecto presentado está abierto a todas las organizaciones políticas y colectivos, siempre que se asuman las «patas» programáticas y metodológica (elaboración de las listas en primarias abiertas).
Aunque la negociación está rota, nadie quiere admitirlo en público y Pablo Fernández, líder y candidato de Podemos, manifestó que trabajará «hasta el último día» por una «candidatura amplia».