El reto, restar 9 puntos en 12 partidos

L.C.S
-
El reto, restar 9 puntos en 12 partidos - Foto: David Castro

El Real Ávila, a tres victorias del cuarto lugar tras el triunfo del Numancia B en La Granja

El triunfo del Numancia B en el campo de La Granja por 1-2 en la noche del pasado miércoles, en partido aplazado correspondiente a la jornada 23, iguala los partidos jugados entre los seis primeros clasificados del grupo VIII de Tercera División y deja al Real Ávila 9 puntos de la cuarta posición, que ahora mismo ocupa el filial soriano que, además, tiene el gol average ganado a los abulenses, que tienen ante sí un complicado reto, que es enjugar esa distancia en los doce partidos que restan para el final de temporada, si quieren lograr clasificarse para el playoff de ascenso a la Segunda División B, en el que no participan desde la temporada 2013-2014. 
En principio, atendiendo a la ventaja de la que disponen los sorianos y dada su trayectoria esta temporada, con solo tres derrotas en 26 encuentros, la misión se antoja casi imposible, pero hay algunos factores que invitan a tener cierto optimismo en las filas del Real Ávila derivados del calendario que les resta a ambos conjuntos hasta final de temporada.
Y es que de los doce partidos que tienen  por delante, el Real Ávila jugará 7 de ellos ante su público y sólo 5 fuera, mientras que al Numancia B le espera justo lo contrario, sólo 5 en casa y 7 fuera.
Además, la magnitud de los rivales del equipo soriano es mayor que los del abulense, y es que al filial numantino aún le queda por jugar contra Zamora, Arandina, Atlético Tordesillas, Gimnastica Segoviana y Cristo Atlético, es decir, cinco de los ocho primeros clasificados, mientras que de esa zona al Real Ávila sólo le esperan el Cristo Atlético, la Arandina y el Atlético Astorga.
Otro de los problemas es, además, que no hay que olvidar ni al Atlético Astorga, empatado en la tabla con los abulenses, ni al Cristo Atlético, que de ganar el aplazado le adelantaría en la clasificación.