scorecardresearch

Tudanca confía en su núcleo duro para su proyecto de cambio

Santiago González
-

El secretario general revalida sus cargos a Virginia Barcones y Ana Sánchez y elige al leonés Eduardo Morán como presidente autonómico del PSOE

Tudanca (c), junto a Adriana Lastra y su núcleo duro, Virginia Barcones, Eduardo Morán y Ana Sánchez. - Foto: Ricardo Ordóñez (Ical)

El reelegido secretario general del PSOE de Castilla y León, Luis Tudanca, ofreció a la sociedad un proyecto de «esperanza», en el que los jóvenes sean la prioridad, porque recalcó que «no hay otro objetivo», ni mejor para la nueva comisión ejecutiva que evitar su marcha de esta tierra. «Necesitamos más y por ello hay que pensar en sus oportunidades», enfatizó.

En su discurso de clausura del 14 congreso autonómico del PSOE, celebrado en Burgos, Tudanca planteó un programa «sólido de cambio y regeneración» para la Comunidad, de la mano de un partido «unido y fuerte», que será «imparable» por su pasión por Castilla y León, y que promete «el mejor de los futuros», algo que solo llegará de la mano de los socialistas.

En ese sentido, Tudanca, que desgranó su proyecto, tras renovar en el cargo por una amplia mayoría superior al 96 por ciento, defendió como ejes la cohesión, la reducción de desequilibrios y la reindustrialización para que «por fin» los jóvenes tengan un proyecto de vida en la Comunidad y que ésta sea una tierra en la que triunfe la igualdad, el desarrollo y un proyecto «sostenible, equilibrado y cohesionado» para sus pueblos, comarcas y provincias.

Para llevar a cabo este proyecto, el secretario autonómico presentó la nueva ejecutiva autonómica que tiene como novedad el cargo del presidente del partido para el que eligió al leonés Eduardo Moran, mientras que mantiene el núcleo duro con Virginia Barcones como vicesecretaria general y a Ana Sánchez como secretaria de Organización.

Presidencia

Tudanca recupera el cargo de la presidencia del partido, que ya tuvo en su primera ejecutiva en octubre de 2014 con Soraya Rodríguez (ahora en Cs), tras ganar las primarias, pero que en esta ocasión recae en el presidente de la Diputación de León y vicepresidente de la Federación Regional de Municipios y Provincias, Eduardo Morán.

El resto de la ejecutiva con 43 miembros -28 secretarias y 15 vocalías con 20 hombres y 23 mujeres-cuenta con una renovación del 67 por ciento, el 60 si solo se tienen en cuenta las secretarías de área.

A esta nueva dirección se incorporan las nuevas secretarías de fondos europeos y agenda 2030, ocupada por el vallisoletano Pedro Herrero; Ciencia y Universidades, por el procurador salmantino Fernando Pablos; reto demográfico, por la alcaldesa de Peñaranda de Bracamonte, Carmen Ávila; transición justa, por Santiago Dorado; función pública, la procuradora leonesa Yolanda Sacristán; acción electoral, el diputado abulense Manuel Arribas; vivienda, la edil vallisoletana Ana Isabel Casado.

Salen de la dirección, entre otros, la exdelegada del Gobierno y procuradora, Mercedes Martín (Sanidad), el procurador por Valladolid Pedro González (Desarrollo Económico), la exprocuradora Angela Marqués (Educación) o el procurador Juan Luis Cepa (Desarrollo Rural, Agricultura y Ganadería).

Finalmente, Luis Tudanca explicó en su última intervención que su propuesta para los cuatro próximos años se dirige también a que Castilla y León deje de ser una tierra que se resigna con la despoblación, que «no es inevitable». Y no     quiso terminar sin recordar y asumir el «legado de honradez y decencia» de socialistas como Demetrio Madrid, frente a los que en su opinión manchan las instituciones con su corrupción, porque defendió que los socialistas ponen por encima de todo a su tierra y a las instituciones.