Casi 4.000 denuncias y 24 detenidos en el estado de alarma

M.E
-

Las infracciones más cometidas en esos casi cien días han sido las de no respetar las restricciones de movilidad interprovincial y los horarios de las salidas

Casi 4.000 denuncias y 24 detenidos en el estado de alarma - Foto: David Castro

El estado de alarma decretado a mediados de marzo por la crisis sanitaria derivada de la expansión del coronavirus dio paso el pasado domingo a la llamada nueva normalidad, pero dejó tras de sí, entre otras pérdidas, vivencias y sensaciones, un reguero de propuestas de sanción en todo el país por saltarse alguna de las numerosas normas establecidas durante el confinamiento para tratar de reducir al máximo el contacto social y, con ello, intentar evitar los contagios por la COVID-19 o, al menos, reducirlos todo lo posible.
En la provincia de Ávila también hubo ciudadanos que no respetaron del todo el estado de alarma establecido por el Gobierno y muchos de ellos fueron ‘cazados’ por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en controles de carreteras o en labores de vigilancia en los distintos municipios, ya fuera por efectivos de la Policía Nacional, las policías locales o por la Guardia Civil.
Según el balance facilitado desde la Subdelegación del Gobierno en Ávila, hasta el 20 de junio las denuncias totales rondaron las cuatro mil en toda la provincia. En concreto, los controles efectuados por agentes de la Policía Nacional, la Policía Local y la Guardia Civil se saldaron con 3.946 denuncias y con hasta 24 detenidos.
Las mismas fuentes señalan que las denuncias se produjeron en su mayoría por infringir la prohibición de la movilidad interprovincial y por no respetar las franjas horarias, sobre todo en los colectivos de jóvenes a partir de las once de la noche y de los mayores fuera de sus franjas horarias.