La Oficina de Empleo tiene nueva cara

B.M
-

La atención se realiza ahora en el antiguo Colegio de Médicos donde este miércoles ya tienen citadas a 260 personas

La Oficina de Empleo tiene nueva cara - Foto: David Castro

La nueva Oficina de Empleo de Ávila, situada en el antiguo Colegio de Médicos, ya está operativa y este mismo miércoles ya están citadas 260 personas tras la puesta a punto de los últimos días y, sobre todo, una vez que la tecnología ya está preparada para toda la atención.
El nuevo espacio sirve para dejar atrás las instalaciones en la calle Virreina María Dávila y pasar a la calle Santo Tomás, un lugar menos céntrico y que cuenta, por ejemplo, con la ventaja de que el proyecto ha incluido la construcción de un aparcamiento con marquesina para que lo puedan utilizar los usuarios.
El proyecto ha servido además para dar vida a parte de este edificio, propiedad de la Diputación, en este caso habilitando algo más de media planta y 685 metros cuadrados para albergar las instalaciones del ECYL pero también el SEPE con los funcionarios de prestaciones.
Para lograrlo se han invertido más de 600.000 euros en el acondicionamiento del espacio donde se cuenta con una entrada para personal subalterno y de seguridad junto con una zona de despachos.  A continuación se encuentran los baños y el espacio de atención a los usuarios donde se dispone de una sala de espera donde se situarán pantallas para los turnos, es decir, gestionar la atención. En esa zona están también los puestos de los trabajadores, actualmente unos 30 entre ECYL y SEPE, teniendo en cuenta que actualmente y tras vivir una baja tasa de reposición, la mitad de la relación de puestos de trabajo está sin cubrir.
Entre las ventajas que cuenta el espacio que actualmente forma la Oficina de Trabajo, están también las salas de reuniones donde se podrán hacer las entrevistas personalizadas y atender a la búsqueda de trabajo por internet, con lo cual se gana en privacidad. Cuentan además con un tabique movible para poder usar los espacios según las necesidades y se completa con un office para los trabajadores.
Además se ha aprovechado la zona superior de lo que era la aula magna para desdoblar el techo y  situar los archivos, los servidores de informática o los sistemas de refrigeración.